BOOK RELEASE (ACTUALIZADO)

Jesus Fraga | enero 7, 2019 | 0

 

SINÓPSIS

 

La cuestión de la inmortalidad del alma siempre ha fascinado al hombre desde los albores de la historia de la civilización humana. Una cuestión que ha sido un tema recurrente en todas las teologías, religiones, sistemas filosóficos, cosmogonías, mitologías escatológicas y corrientes místicas y esotéricas a lo largo de la historia en todos los continentes del planeta. No obstante, desde que la ciencia materialista entró en escena a partir del siglo XVII y XVIII, la cuestión de la inmortalidad empezó a ser relegada secularmente al ámbito de la superstición, la superchería y lo imaginario al entrar en colisión con el dogma oficial imperante en la ciencia oficial basada en el materialismo, el racionalismo y el mecanicismo. La revolución de la física moderna a principios del siglo XX ha marcado un punto de inflexión, dando paso a un nuevo paradigma en donde la cuestión de la inmortalidad volvería a ser foco de debate en los ambientes científicos más ortodoxos. Más todavía a través de nuevos descubrimientos en el campo de la física cuántica, la neurociencia, la parapsicología, la biología, la neuroteología o la psicología transpersonal. Pero sería a través del campo de la tanatociencia en donde dicha cuestión alcanzaría su máximo vigor. A través del estudio de los estados alterados de consciencia y de las experiencias cercanas a la muerte (ECMs) se abriría un nuevo horizonte científico en donde la cuestión de la inmortalidad del alma humana llegaría a su pleno apogeo a finales del XX y principios del siglo XXI. Este libro presenta, precisamente, un enfoque cronológico interdisciplinario de ámbito científico y académico a partir de los estudios sobre los estados de expansión de la consciencia, más concretamente sobre las experiencias cercanas a la muerte (ECMs) mediante un repaso de más de 100 años de investigación por parte de profesionales de la salud, la medicina y la ciencia. Es un dossier cronológico de estudios científicos, simposios, bibliografía, investigadores, publicaciones científicas, fundaciones e instituciones científicas involucradas, etc. en torno al fenómeno de las ECMs presentado con el máximo rigor periodístico, imparcialidad y objetividad para tener una compresión global de dicho fenómeno. El libro está enfocado desde una perspectiva rigurosamente técnica para poder tener una comprensión seria y acertada sobre el alcance real de las ECMs, la cual es foco de debate científico, filosófico, académico, teológico y social en la actualidad. Es una obra de obligada consulta para poder conocer la historia, evolución y estado actual sobre la cuestión de las ECMs planteada desde todos los ángulos posibles para poder comprender su fenomenología desde una perspectiva multidiscipinar en aras de arrojar luz racional sobre la eterna y más primordial cuestión de la condición humana planteada a lo largo de toda la historia sobre la hipótesis científica de la inmortalidad.

 

 

     


 

 

NEUROBIOLOGY & METAPHYSICS (AUTHOR: LLISES FOREST)

Jesus Fraga | noviembre 14, 2018 | 0

LAS EXPERIENCIAS CERCANAS A LA MUERTE: ¿ALUCINOSIS, PARANOIAS U ONIROGENIAS FRUTO DE UNA DISFUNCIÓN NEUROBIOLÓGICA PREVIA A LA MUERTE?

ABSTRACT

Mucho se ha especulado a lo largo de los últimos decenios sobre las causas clínicas o médicas que podrían provocar las experiencias cercanas a la muerte. Las ECMs abarcan todo una amplia gama repertoria de fenómenos, como la experiencia extrocorpórea, la visión de un túnel, la luz, la revisión panorámica de la vida, la existencia del cielo o la sensación de unidad cósmica o unión con principio divino o superior. Todos estos fenómenos bien citados en literatura médica suelen ser originadas por diferentes causas o etiologías (enfermedades graves, accidentes, infartos, embolias, víctimas de terrorismo, de desastres naturales, en situaciones de combate, en operaciones de alto riesgo vital, ahogamientos, etc.) en situaciones que suponen una situación límite para la vida. Las hipótesis que se han barajado para explicar todos los aspectos de las ECMs son las siguientes: farmacológicas, fisiológicas, neurológicas, psicológicas, psicoanalíticas y epigenéticas.

La función de este artículo es presentar una especie de “retrato robot” de las ECMs, pero únicamente centrándome en la hipótesis de que ese fenómeno puedan tratarse de algún tipo de alucinación vívida, ensoñación lúcida o despersonalización. Haré este análisis en aras de indagar si las ECMs son realmente un destello de la otra vida o simple función bioquímica del cerebro momentos previos a la muerte.

FICTIONAL CASES REPORT

Quisiera rebatir esas teorías científicas especulativas aportando un marco ilustrativo de ECM y experiencia subjetiva de la muerte si la premisa de escépticos y materialistas fuese correcta. Sería del siguiente modo.

CASO FICTICIO DE UNA HIPOTÉTICA ECM ALUCINATORIA U ONIROGÉNICA

  1. Paciente ingresa en el hospital víctima de un paro cardiaco provocada por una sobredosis de cocaína y alcohol y es asistido por los paramédicos y sanitarios en el quirófano en donde es entubado y le aplican ventilación asistida artificial y proceder a realizar la RCP. Los médicos tardan algo más de la cuenta por problemas técnicos en cuanto a la colocación del respirador artificial se refiere. Finalmente, lo consiguen Se inyecta vía intravenosa naloxona, procediendo a practicar la resucitación cardiopulmonar. Logran reanimar al paciente y lo envían en estado comatoso a la planta de cardiología. Después de tres semanas, sale del coma y sobrevive. Uno de los familiares estuvo durante el procedimiento de RCP.

EXPERIENCIA SUBJETIVA DE LA MUERTE

El paciente comatoso, sin ninguna causa aparente, dice salir de su cuerpo y en vez de ir hacia la luz, hacia arriba, siente una fuerza magnética que le empuja hacia abajo, llegando a una especie de vacío oscuro y lúgubre. La sensación de abismo existencial es indescriptible. Siente que está en la oscuridad y que quiere subir hacia arriba, pero por causas ajenas a su voluntad no puede. En un momento siente una fuerte sensación ahogamiento que le impide casi respirar. Escucha unos seres o criaturas monstruosas desde abajo. A medida que se dirige hacia al abismo, las criaturas son más nítidas y percibe olfativamente un hedor realmente escalofriante. Escucha como el eco de un familiar vivo y en un momento todo se detiene, y empieza a subir por esa especie de pozo oscuro sin fondo a una velocidad de vértigo. Cuando sale del pozo, pierda la consciencia y se encuentra, para su sorpresa en la camilla de un hospital.

CASO FICTICIO DE UNA HIPOTÉTICA DE ECM ALUCINATORIA U ONIROGÉNICA

2. Paciente ingresa en el hospital víctima de un paro cardíaco y se prepara todo el dispositivo de emergencia por los sanitarios para proceder a la reanimación del paciente. Se le aplica vía intravenosa naloxona (antagonista de las endorfinas). Se práctica la RCP y logran reanimar al paciente a los 15 minutos.

EXPERIENCIA SUBJETIVA DE LA MUERTE

El paciente informa encontrarse un lugar horrible y siente un profundo pánico o pavor ante lo que ve. Criaturas monstruosas se acercan a él y le torturan hasta la saciedad, dejándole sin aliento. Grita sin parar para que alguien le auxilia pero nadie lo oye. El miedo, la impotencia y el pavor que le produce dicha escena, que parece que no tiene fin, lo deja exhausto.

CASO FICTICIO DE UNA HIPOTÉTICA ECM ALUCINATORIA U ONIROGÉNICA

  1. Paciente ingresa el hospital por paro cardíaco. Se lleva a cabo todo el protocolo de RCP. Los médicos preparan las palas para realizar una descarga a través del desfibrilador. Le aplican electroshock a través del desfibrilador en varias ocasiones, pero el paciente no responde. Es declarado clínicamente muerto. Posteriormente, tras varías vías intravenosas de epinefrina, lidocaína o adrenalina, ventilación asistida, masaje cardíaco y 8 descargas con el desfibrilador consiguen reanimarlo y estabilizarlo.

EXPERIENCIA SUBJETIVA DE LA MUERTE

El paciente informa que cuando se procedió a la reanimación salio de su cuerpo y se dirigió hacia un lugar en donde unos seres monstruoso se echaron encima de él, mordiéndole con afiliados dientes en el pecho y la zona torácica de una manera atroz. El dolor era insoportable.

CASO FICTICIO DE UNA HIPOTÉTICA ECM ALUCINATORIA U ONIROGÉNICA

4. Una paciente es ingresada en el hospital muy grave a causa de un accidente de tráfico. Es llevada de urgencia a la UCI en donde la intervienen los sanitarios en el quirófano, estando la paciente inconsciente. Los médicos comprueban que sus constantes vitales (pulso, respiración, latido cardíaco, función cerebral, etc.) son inexistentes, procediendo a su monitorización. Los sanitarios comprueban a través de una linterna caleidoscópica de luz de alta intensidad para una auscultación oculocefálica y determinar la ausencia de reflejos de las pupilas (hipotonía muscular y midriasis no reactiva). Certifican su muerte clínica. Practican la RCP y logran reanimarla posteriormente. Finalmente, la paciente se estabiliza y sobrevive.

EXPERIENCIA SUBJETIVA DE LA MUERTE

La paciente siente que atraviesa un oscuro y estrecho túnel con dirección a una entrada de luz. Antes, presencia como varias esferas de luz pasan cerca de ella, casi cegando su vista. Posteriormente, se acerca más a la luz, pero enseguida, con la misma fuerza con que fue despedida de su cuerpo es devuelta de forma inversa a su cuerpo.

CASO FICTICIO DE UNA HIPOTÉTICA ECM ALUCINATORIA U ONIROGÉNICA

5. Paciente en estado semicomatoso ingresa en el hospital con cuadro agudo de neumonía. El paciente tiene la tensión baja, el latido cardiaco débil y su respiración es forzosa. Su temperatura corporal es de 40 grados Celsius. El paciente llega a perder la consciencia. Los sanitarios ponen en marcha el protocolo de emergencia para tratar de estabilizar al paciente. Logran hacerlo, posteriormente es enviado a planta de neumología.

EXPERIENCIA SUBJETIVA DE LA MUERTE

El paciente informa que cuando estuvo comatoso en el hospital sintió como abandonaba su cuerpo, y desde el techo pudo observar unos seres monstruosos que echaban alaridos y se removían e incluso salían sin control debajo de su cama. El hedor que procedía de debajo de la cama y en la habitación era insoportable. Posteriormente, el paciente informa que esa escena desaparece ante él y se despierta en la cama del hospital.

PROCEDURES

CASO FICTICIO 1

ETIOLOGÍA ECM: paro cardiaco por sobredosis de opiáceos exógenos

ASPECTO ECM ANALIZABLE: Persona que se precipita a un abismo y siente una profunda sensación de ahogo.

CRITERIO NEUROFISIOPATOLÓGICO ASOCIADO: Retraso en la aplicación del respirador artificial asistido y su posible relación con la sensación de ahogo estando muerto. Los ecos de voz es la oscuridad podría tener que con los pensamientos o palabras de un familiar presente en el quirófano. Todo el contenido subjetivo de su ECM negativa es explicable por la suministración vía intravenosa de naloxona (antagonista de las endorfinas) durante la reanimación.

CASO FICTICIO 2

ETIOLOGÍA ECM: Parada cardiorrespiratoria.

ASPECTO ECM ANALIZABLE: Persona experimenta una ECM negativa

CRITERIO NEUROFISIPATOLÓGICO ASOCIADO: Al paciente, antes de proceder a la RCP, se le suministra vía intravenosa naloxona (antagonista de las endorfinas), lo que explicarían las visiones, las emociones y sensaciones negativas durante su muerte temporal.

CASO FICTICIO 3

ETIOLOGÍA ECM: Paro cardíaco

ASPECTO ECM ANALIZABLE: Persona experimenta una ECM negativa en la cual observa una serie de seres monstruosos que le golpean y le muerden sin cesar en el pecho con un dolor indescriptible.

CRITERIO NEUROFISIOPATOLÓGICO ASOCIADO: La experiencia subjetiva de la visión de unas criaturas monstruosas que le golpean fuertemente sin cesar en el pecho puede ser debido a las descargas por medio del desfibrilador en el tórax.

CASO FICTICIO 4

ETIOLOGÍA ECM: accidente de tráfico

ASPECTO DE LA ECM ANALIZABLE: La paciente informa que cuando estuvo muerta se encontró viajando a través de un túnel dirigiendo lentamente hacia una entrada de luz. Previamente, informa que observó esferas de luz durante su viaje por el túnel que casi cegaban la vista.

CRITERIO NEUROFISIPATOLÓGICO ASOCIADO: Las esferas de luz que perciben que casi cegaban la vista pueden tener relación con la auscultación ocular con la linterna caleidoscópica. Además, toda la experiencia subjetiva de la muerte pudo ser fruto de la hipoxia cerebral, la hipercapnia y la isquemia retinal.

CASO FICTICIO 5

ETIOLOGÍA ECM: Cuadro agudo severo de neumonía.

ASPECTO DE LA ECM ANALIZABLE: El paciente informa salir de su cuerpo y observar seres monstruosos que se removía e incluso salían de su cama. Tiene percepciones auditivas y olfativas desagradables.

CRITERIO NEUROFISIOPATOLÓGICO ASOCIADO: Trance febril severo, lo que explicaría toda la fenomenología alucinatoria asociada a la ECM: los monstruos, el hedor, los alaridos, etc. Esto explicaría dichas alucinaciones o delirios visuales, auditivos y olfativos negativos de la ECM. También se debe al síndrome de despersonalización previo a la muerte.

CRITERIOS OBJETIVAMENTE VERIFICABLES PARA LA VALIDACIÓN CIENTÍFICA DE LA ECMs DESDE UN PUNTO VISTA METAFÍSICO O ESPIRITUAL

Los 5 casos que presenté anteriormente son absolutamente ficticios e irreales. Pero, dado que los escépticos materialistas atribuyen las ECMs a algún tipo de causa bioquímica o neurofisiológica subyacente, esos casos “ilustrativos” nos pueden aportar un marco o modelo teórico explicativo sobre la base de dicha experiencias en aras de encontrar una respuesta los suficientemente satisfactoria, desde una perspectiva amplia y multifactorial, para una profunda compresión de la verdadera naturaleza de las ECMs, teniendo en cuenta todo tipo de hipótesis explicativas (médico-clínicas, psicológicas, psicoanalíticas, epigenéticas y/o espiritualistas). Ahora bien, que nadie saque conclusiones precipitadas. Esos 5 casos ficticios no tienen porque ajustarse a los diferentes modelos de ECM (concretamente, el Modelo ECM en base a la Escala Greyson). Quiero dejar totalmente claro: las ECMs no son ningún tipo de alucinación, delirio, paranoia, ensoñación, psicosis o lo que fuese en esta línea de explicación. Sería un craso error extrapolar estos 5 casos ficticios y aplicarlos como modelo o prototipo estandard de las ECMs en base a casos estrictamente reales. La “mecánica” de las ECMs de casos reales es completamente ajena a cualquier tipo de alucinosis, onirogenias, disociación psicótica, delirio, paranoia o cualquier otro tipo de truco bioquímico del cerebro. Repito, la MECÁNICA DE LAS ECMs NO TIENE NADA QUE VER CON TODO ESTO. Vaya todo esto por delante.

¿Cuáles son los criterios objetivamente verificables a tener en consideración para la validación de todos o algunos aspectos de las ECMs? Son los siguientes:

1. La experiencia extracorpórea verídica o percepción de eventos, desde otra dimensión, que son coherentes con la realidad paralela del mundo físico: sujetos que observan con detalle y precisión todo el proceso de RCP desde una posición cenital o eventos que ocurren en lugares remotos (habitaciones o sales contiguas, pasillo del hospital, sujetos que observan desastres naturales en otros países, etc.) que una vez que el sujeto en cuestión vuelve a la vida informa a los sanitarios, enfermeros/as y familiares verificando dichas visiones que tuvo durante la ECM. Se trata de una ECM verídica porque los hechos observados desde fuera de su cuerpo han sido posteriormente constatados como hecho reales por parte todos los testigos involucrados (sanitarios, enfermeras, familiares, cuidadores, etc.).

2. El acceso a otras conciencias, especialmente, el contacto con algún ser querido que ignoraba previamente su fallecimiento.

3. El conocimiento de información “específica” durante el curso de una ECM que tiene algún tipo de vinculación con los hechos objetivos de la realidad física: personas que durante el transcurso de su ECM entran en contacto con un ser querido fallecido que le hace algún tipo observación sobre aspectos legales de la herencia, sobre relaciones paterno-filiales desconocidas por el sujeto, cuestiones de índole económica (deuda contraída con tal persona y que el sujeto en cuestión lo ignoraba, etc.), sobre un objeto personal perdido en la casa u otro lugar. Todos estos hechos pueden ser objetivamente verificables. La gran mayoría de las experiencias de este estilo resultaron ser consecuentes con la realidad, es decir, los contactos adquirieron información que desconocían y que la mayoría de los casos resulto ser verídica en la realidad física.

4. La revisión panorámica de la vida: sujetos que afirman descubrir un su revisión vital relaciones paterno filiales desconocidas para el propio testigo (un hijo biológico dado en adopción, un bisabuelo que falleció, etc.). Muchos estos sujetos o testigos recurren a los registros civiles para constatar objetivamente esta información y en casi todos los casos la información facilitada al contactado durante la ECM resultó ser real.

5. La percepción visual y auditiva durante una ECM de personas invidentes congénitas.

ASPECTOS DE LAS ECMs QUE PLANTEN SU NATURALEZA MÍSTICO-TRASCENDENTAL, METAFÍSICA O ESPIRITUAL

1. La universalidad de la experiencia: Independientemente de cualquier factor demográfico (edad, sexo, nacionalidad, raza, orientación sexual, estatus socio-económico o laboral, la religión, etc.), las ECM le ocurren a todo el mundo. Su universalidad está patente desde la prehistoria (paleolítico) hasta la actualidad.

2. La concordancia y similitud de las ECMs: aunque la experiencia subjetiva de la muerte es diferente para cada persona, existe un patrón lógico, ordenado, secuencial, estructurado y universal en esta experiencias que lo experimentan de manera compartida millones de personas que han vivido una ECM.

3. La multivariedad etiológica que pueden desencadenar las ECMs: ocurre bajo múltiples circunstancias, sobre todo en situaciones en donde la vida del sujeto se ve seriamente comprometida. Pero también se dan en situaciones en donde no existe ningún tipo de peligro para la vida (en desmayos; personas relajadas en su sofá; en estados de profunda relajación o meditación; en consumo de psicodélicos, aunque los efectos colaterales son muy distintos; en los viajes astrales; etc.)

4. La ausencia de componentes folclóricos, imaginería popular, mitología o de cualquier aspecto fantástico que hemos heredado desde la prehistoria en nuestro inconsciente colectivo: hadas, gnomos, pitufos, duendes, elfos, ogros, Papa Noel, Mickey Mouse, unicornios, dragones, gárgolas, centauros, sirenas, etc.

5. La transmutación de la personalidad a todos los niveles (físico, mental, intelectual, emocional y espiritual) a corto, medio y largo plazo a raíz de haber vivido una ECM.

CONCLUSIÓN

Todo parece indicar que las ECMs en realidad son algún tipo de destello de la otra vida. Si no fuese así, no seria comprensible que miles de investigadores, científicos, médicos y profesionales de la salud de todo el mundo creyeran todo lo contrario. Estamos hablando de todo tipo de personalidades científicas con una gran preparación científico-académica y una dilatada experiencia profesional en este campo. Tampoco sería comprensible que decenas de revistas científicas y médicas del mundo publiquen artículos científicos sometidos a revisión inter pares en la cual sostienen que las ECMs van más allá de cualquier tipo de alucinación o ensoñación conocida por la ciencia oficial. El hecho remarcable de que las ECMs tengan lugar durante la muerte clínica es tremendamente crucial por un simple hecho: durante la muerte clínica no existen alteraciones neurofisiológicas o bioquímicas en el cerebro ya que la persona está, bajo criterios clínicos, a través de la monitorización de las constantes vitales, literalmente muerta temporalmente. Por esa misma razón, no podemos apelar a algún tipo de truco bioquímico del cerebro durante la agonía del cerebro como mecanismo responsable de las ECMs. Durante la muerte clínica, el proceso de la agonía se detiene por completo. La persona está muerta. El procesamiento sináptico queda momentaneamente inoperativo, ya el cerebro está en “standby”. Ya no se trata de un cerebro moribundo. No podemos achacar estas vivencias a alucinaciones o cualquier otra explicación ya que no se producen en un estado fronterizo previo o posterior a la muerte clínica. Esto está absolutamente comprobado científicamente. Por esta razón, así como por otras muchas más, no podemos atribuir la experiencia subjetiva de la muerte (ECM) a algún tipo de mecanismo de defensa del cerebro previo a la muerte. Estudios médicos y científicos recientes están confirmando la hipótesis del que el cerebro es simplemente un receptor de la consciencia, no el creador. Existen muchas revistas médicas, científicas y académicas que defienden esta postura ideológica: The Lancet, Resuscitation, Anesthesiolgy, American Jouranl of Psychiatry, Anabiosis: Journal of Near-Death Studies, Ssience Magazine (AAAS), The Internacional Neural Network Society, The British Psychology Society, Journal of Death and Dying, etc. Por lo tanto, creo que hay argumentos de peso para sospechar que estas experiencias que tienen lugar en la antesala de la muerte (ECMs) son la prueba física de que existe realmente algún tipo de dimensión esencial o aspecto clave en el ser humano (alma, consciencia, energía espiritual cósmica, karma, etc.) que sobrevive a la muerte biológica. Esto sería consecuente en base a todas las teologías, religiones, cosmogonías, sistemas filosóficos, mitologías escatológicas y corrientes místicas y esotéricas que plantean la existencia del alma humana. Creo, sin ánimo de alimentar ningún tipo de falsa esperanza, que hay razones de peso para llegar a esta deducción. Además, para acabar, debemos enfocar el fenómeno de la muerte desde todos los ángulos posibles (experiencias cercanas a la muerte, premoniciones de la muerte verídicas, coincidencias de la muerte o ECMs colectivas, experiencias de la muerte compartidas, contactos post-mortem con difuntos por parte de personas vivas, etc.) para poder tener una perspectiva global que nos permita llegar a una conclusión mucho más acertada, lúcida y realista sobre dicho fenómeno. Esa es la cuestión de todo.

¡Muchas gracias!

PHILOSOPHY

Jesus Fraga | octubre 25, 2018 | 0

CONTRADICCIONES EN EL ÁMBITO DE LA CIENCIA

 

1ª CONTRADICCIÓN

La idea de la existencia de Dios, del alma o de la inmortalidad no es aceptable por la ciencia ya que está fuera del marco experimental del método científico neopositivista.

REFUTACIÓN:

Sin embargo, hay teorías que son aceptadas en los ambientes científicos y académicos, aún sin estar avalados por el método científico oficial, como la teoría del Big Bang, la teoría de cuerdas, de los multiversos paralelos o inflacionarios, la teoría del universos cíclicos, la teoría del caos, la teoría del Big Crunch. Todos esas teorías son meramente especulativas. Por lo tanto, la ciencia debe tener una apertura intelectual a cuestiones más profundas inherentes a la condición humana sin parapetarse, desde el prejuicio y arbitrariedad, en el dogma oficial materialista.

 

2ª CONTRADICCIÓN

La teoría de la evolución por selección natural neodarwinista aporta un marco explicativo a toda la realidad biológica que excluye la existencia de Dios.

REFUTACIÓN:

Sin embargo, muchos científicos cuestionan ciertos aspectos formales del neodarwinismo (materialismo y azar). La teoría de la evolución darwinista tiene un carácter puramente retrospectivo no avalado por el método científico. Simplemente, parte del estudio de restos fósiles de especies animales y elucubrar una serie de teorías incomprobables científicamente. Algunos de los aspectos controvertibles de la teoría de la evolución son los siguientes:

1. El origen y la procedencia del primer organismo unicelular vivo a partir de elementos inorgánicos o materia inerte a través del azar.

2. La ausencia de registro fósil de especies en transición.

3. La teoría de las mutaciones genéticas aleatorias viola las leyes de la física y de la biología. En todo caso, estaríamos hablando de mutaciones involucionadas.

4. No existen estudios prospectivos experimentales en un laboratorio de una evolución de una especie inferior a otra superior a través de mutaciones genéticas aleatorias.

5. No hay constancia de la existencia de especies animales híbridas que se adapten a todo tipo de entornos (polar Vs tropical; acuático vs. terrestre).

6. No se conoce el salto evolutivo entres especies invertebrados y especies vertebrados.

7. No se conocen qué mecanismos de autorreplicación celular ha permitido el salto abismal entre la vida microbiótica (bacterias) a la macrobiótica (mamíferos y humanos). En todo caso, existen elucubraciones científicas de cómo las especies evolucionan a partir organismos biológicos primitivos a organismos biológicos más sofisticados.

8. No hay constancia en el registro fósil de aquellas especies animales no catalogadas por la comunidad científica (criptozoología)

9. No se entiende el salto abismal entre los homínidos y los seres humanos en cuestiones como la inteligencia, el raciocinio, la neuroplasticidad y versatilidad humana, su fisonomía, la antropoética, el arte, la ciencia, la religión, etc.

10. No hay constancia del hallazgo del eslabón perdido que conecte la especie homínida con los seres humanos.

 

3ª CONTRADICCIÓN

La ciencia no puede demostrar la existencia de Dios porque no es abarcable racional o intelectualmente.

REFUTACIÓN:

Sin embargo, muchos científicos consideran lo contrario. Creen que al estudiar el origen y evolución del Universo y de la vida cada vez encontramos más interrogantes por responder. Cada nuevo descubrimiento suscita todo un cúmulo de interrogantes sin respuesta científica. Es un círculo vicioso. La idea de que Dios es un recurso sustitutivo de lo que la ciencia aún no conoce no es más que falacia. Los materialistas llaman a esto “Dios tapagujeros”. Sin embargo, la mayoría de los científicos están de acuerdo que a medida que profundizan en cuestiones sobre el origen del vida y del universo, cada vez más ven una complejidad mayor para entender todos sus fundamentos, principios, constantes, variables y leyes que rigen el Cosmos. Ante esto, la corriente filosófica más imparcial sería adoptar una postura de humildad ante nuestro actual desconocimiento como “hormigas humanas racionales”. En esta linea se sabe que la mayoría de los científicos aceptan la existencia de Dios según un estudio realizado para la Asociación Americana para el Progreso de la Ciencia de EE.UU. El 51 % de los científicos mundiales aceptan la teoría de la evolución darwinista y todas creen en la existencia de Dios. Igualmente, el 93 % de los científicos galardonados con el Premio Nobel (Física, Química o Medicina) aceptan la existencia de Dios. Probablemente, esa aceptación tenga más bien un sustrato racional e intelectual que puramente de fe dogmática. Entre los argumentos racionales e intelectuales que plantean la existencia de Dios son los siguientes:

1. El principio antrópico
2. El principio teleológico
3. El principio ontológico
4. El principio moral
5. El principio cosmológico

 

4ª CONTRADICCIÓN

La ciencia oficial excluye que exista alguna dimensión esencial en el ser humano (alma) que sobreviva después de la muerte

REFUTACIÓN:

Sin embargo, hay un principio científico en física y cosmología que establece que la materia o energía no se crea ni se destruye, solo se transforma. Por lo tanto, todos los seres vivos, al menos los humanos, tenemos la posibilidad de trascender a la muerte porque forma parte de una ley física. Los seres humanos vamos evolucionando a través de diferentes formas de materia y energía en distintos planos o dimensionales paralelas a nuestra realidad visible. Por otro lado, hay estudios en el campo de la parapsicología, la psicología transpersonal, la neuroteología, la física cuántica y la tanatociencia que sugieren que hay algún tipo de existencia después de la muerte. De hecho, hay revistas científicas de medicina, biología o neurociencia de máximo prestigio mundial (The Lancet, Resuscitation, Science, Journal of Transpersonal Research, Journal of Near-Death Studies, Journal of Death and Dying, etc.) que respaldan la hipótesis de la supervivencia a la muerte física.

 

5ª CONTRADICCIÓN

Los estudios en el campo de la parapsicología no son más que especulaciones o entelequias pseudocientíficas sin base científica ninguna.

REFUTACIÓN:

Hay una cruzada abierta por parte de aquel sector formado por científicos ortodoxos, ateos, materialistas y reduccionistas que defienden que la parapsicología no es una disciplina científica legítima. Estos detractores que forman parte de la nueva corriente llamada Nuevo Ateísmo Pseudointelectual pretende despachar sin más todas las pruebas recogidas a lo largo de decenios por muchos investigadores de lo paranormal.

El golpe mortal contra todos estos detractores tuvo lugar en 1969 cuando la Parapsychological Association fue admitida como organización científica en la Asociación Americana para el Progreso de las Ciencias (EE.UU.), la institución científica que aglutina el mayor número de científicos de todo el mundo, sobre todo a reconocidos y prestigiosos científicos. Además, tuvo el respaldo de la UNESCO (Naciones Unidas) al reconocerla como rama científica perteneciente al campo de la psicología. Hoy en día está siento implantado en muchos sistemas de enseñanza reglada en todo el mundo. Incluso, hay prestigiosas universidades, instituciones, fundaciones, asociaciones, revistas, etc. sobre el tema paranormal. Se imparten conferencias y seminarios en todo el mundo por personas debidamente acreditadas en la materia y presentan sus investigaciones en dicho campo y sus conclusiones. Por lo tanto, nadie debería a estas alturas dudar de la parapsicología como disciplina científica que, si bien usan otro tipo de herramientas y metodologías, son perfectamente válidas y loables para demostrar la realidad del fenómeno paranormal. El método científico es flexible y se adapta al marco contextual de cada campo de actuación.

 

6ª CONTRADICCIÓN

La ciencia acabará hallando una Teoría del Todo que explique racionalmente toda la realidad sin tener que recurrir a un “dios” tapagujeros.

REFUTACIÓN:

Sin embargo, hay un principio científico en matemáticas que establece la imposibilidad de la ciencia de hallar una respuesta a todos los misterios sobre el cosmos o la vida. Este teorema establece que existen una serie de limitaciones a todo tipo conocimientos, incluyendo a la ciencia misma. Partiendo de una serie axiomas, descubrimos que las matemáticas en sí mismas son incompletas para ofrecer un marco descriptivo de toda la realidad visible e invisible. Este teorema lo formuló Kurt Gödel, el matemático más importante del siglo XX, colega de profesión de Albert Einstein. Algunos científicos, como el recientemente científico fallecido Stephen Hawking, han considerado que si hallaramos una teoría que unifique la teoría de la relatividad, la teoría de cuerdas, la mecánica cuántica y las fuerzas de la naturaleza en una sencilla y elegante fórmula supondría el triunfo definitivo de la razón humana, por lo que no habría margen o resquicio algún para plantear la hipótesis de un Creador del Universo y de la vida. No obstante, esta teoría no es más que una entelequia científica completamente refutada por el teorema de incompletitud de Kurt Gödel. Este principio científico universal, equiparable a la teoría general de la relatividad einsteniana y el principio de incertidumbre de Werner Heisenberg ha demostrado que jamás la ciencia podrá encontrar una respuesta a todos los secretos o misterios últimos sobre las leyes, reglas, fundamentos, variables , principios y propiedades del Universo. Por lo tanto, siempre habrá margen, al menos desde un punto de vista científico y filosófico, para plantear la hipótesis de la existencia de Dios.

 

7ª CONTRADICCIÓN

La Ciencia y la Tecnología han ofrecido a la humanidad un mundo inimaginable de oportunidades, de progreso, de bienestar, de riqueza, de dinamismo, de desarrollo y de comodidad, permitiendo al mismo tiempo dejar atrás todo tipo de atraso y lastre, de pensamiento anacrónico trasnochado basado en el oscurantismo, la superstición y los mitos.

REFUTACIÓN:

Sin embargo, la Ciencia y la Tecnología han sido responsables de muchos de los males endémicos que existen en el planeta: la crisis nuclear, el calentamiento global y el cambio climático, el surgimiento de nuevas enfermedades debido a la contaminación de los medios de transporte o las industrias, los alimentos manipulados genéticamente que provocan nuevas enfermedades, las aberraciones congénitas por la experimentación en el campo de ingeniería genética, los bebés probeta, la degradación del medio ambiente por la contaminación atmosférica, marítima, terrestre y fluvial, la desertización y erosión de la superficie terrestre, la extinción de animales para utilizar sus pieles con fines comerciales, la experimentación sin ningún control ético con animales en laboratorios, el aborto, la eutanasia, la criopreservación, la pérdida de puestos trabajo o de mano humana debido a los avances en el campo de la robótica o inteligencia artificial, el materialismo, consumismo y falta de valores de la sociedad, etc.

Por lo tanto, la ciencia no está en mejor posición que la religión si hablamos con propiedad para sentirse más importante y mejor valorada. Creo que es conveniente no frivolizar o hacer demagogia gratuita sobre cualquier tema, y menos sin saber de lo que se habla para evitar en todo caso la doble moral.

 

8ª CONTRADICCIÓN

La ciencia no es compatible con la fe.

REFUTACIÓN:

Falso. La realidad es que dentro de la comunidad científica hay científicos de tendencia ortodoxa que no comparten ciertos puntos de vista en cuestiones de fe y espiritualidad con los científicos heterodoxos. La verdad es que los científicos materialistas representan una franca minoría del establishment científico. Encuestas recientes ha demostrado que es posible tener una visión científica y racional del mundo con la fe en Dios. Son dos cuestiones compatibles que se pueden armonizar. La ciencia intenta encontrar una respuesta a cuestiones como el origen y las propiedades de la materia, el origen el universo y de la vida, el estudio del Genoma Humano, la cura de las enfermedades,etc. La religión aborda cuestiones como los contenidos ocultos del alma humana, el sentido de la vida y de la muerte, la cuestión eterna sobre la existencia de Dios, etc. La ciencia es un sistema de adquisición de conocimientos a través de la experimentación, la inferencia, el análisis comparativo y el razonamiento deductivo. La religión es un sistema de dogmas, preceptos y valores morales y espirituales que inspiran y guían la vida humana. Son, por tanto, dos cosmovisiones que actúan en distintos planos: la ciencia intenta encontrar una respuesta objetiva sobre las leyes que rigen el mundo material; y la religión intenta encontrar una respuesta racional a la leyes del mundo moral y espiritual. Por lo tanto, no es más que un bulo decir que la ciencia y la religión son excluyentes entre sí. Existen muchas fundaciones y instituciones sociales que intenta aglutinar tanto el pensamiento científico con el pensamiento espiritual. Muchos científicos de prestigio mundial no ha
n mostrado ningún rubor en reconocer que se puede ser un buen científico en un laboratorio y al mismo tiempo asistir a acto religioso. El mejor científico de todos los tiempos, Albert Einstein, lo expresó mejor que nadie: “la ciencia sin la religión está coja; la religión sin la ciencia está ciega”. Podría enumerar una lista interminable de celebridades científicas históricas que tenían fe en Dios (Copérnico, Kepler, Galileo, Newton, Einstein, Descartes, George Lamaitre, Louis Pasteur, Blaise Pascal, etc.). Resulta irónico que los padres de la ciencia eran todos creyentes. Por lo tanto no vamos debatir si la ciencia es compatible o no lo es con la religión. De hecho, la religión pretende ir al origen natural sobre nuestra verdadera procedencia: Dios. Sí, lo que intenta es que miremos más hacia nuestro interior para encontrar la respuesta a las cuestiones más profundas sobre la naturaleza y condición de la existencia humana.

 

 

https://youtu.be/a4AazsIdM3w

BOOK RELEASE (AUTHOR: LLISES FOREST)

Jesus Fraga | octubre 5, 2018 | 0

NOVEDAD EDITORIAL

En 1988 tres prestigiosos laboratorios de Oxford, Zúrich y Arizona (Supervisión por parte del Museo Británico de Londres) concluyeron mediante los análisis por medio de la técnica isotópica del carbono 14 que la Sábana Santa de Turín que, según la tradición religiosa atribuía a Jesucristo, databa de entre los años 1.260 y 1.390 (Edad Medieval), con un grado de fiabilidad del 95 % (Nature, 1989). A pesar de que el Vaticano recusó los resultados de la datación del radiocarbono al considerarlos como extraños e inesperados, aceptó finalmente el veredicto del carbono 14 y apeló al valor simbólico y preeminente de la Imagen de Sábana Santa, por encima de su valor histórico-científico, al ser un fiel reflejo del Evangelio y permitiendo sus Ostensiones públicas a los fieles devotos por tratarse de un Icono de Cristo. Todo el mundo, pues, aceptó sin reservas los resultados de la datación llevados a cabo en 1988. Sin embargo, pronto llegarían las críticas de muchos científicos contra los que hicieron la prueba de la datación en la cual se insinuaban de una serie de irregularidades metodológicas y protocolarias en la realización de los test por radiocarbono. Incluso, se especuló que todo fue fruto de una conspiración o complot muy bien orquestado a gran escala mundial por parte de lobby ateo con el fin de desacreditar la autenticidad de la Santa Síndone de Turín, por lo que se desprenden por unas acusaciones de soborno a los que hicieron las pruebas en los tres laboratorios, aunque no fueron formalmente probadas. Finalmente, debido, en la primera vía a favor de la autenticidad, a que los resultados de carbono 14 incurrieron en una serie de irregularidades de tipo metodológico y protocolario; segunda vía, porque contradecía los resultados experimentales obtenidos por todas las demás disciplinas científicas a las cuales se sometió a una amplia batería de pruebas no destructivas sobre el Santo Sudario por parte diferentes comisiones científicas internacionales (Academia de Ciencias de París, NASA, STURP, AMSTAR, ENEA, Centro Internacional de Sindonología, etc.); tercera vía, por la trascendencia de nuevos descubrimientos científicos en diferentes partes del Globo que han sugerido que las muestras objeto de examen para los test por radiocarbono tenían tal nivel de polución microbiológica que ponía en entredicho la fiabilidad de los resultados, siendo por esta vía desacreditados Además, en la tercera vía a favor de la autenticidad, estudios experimentales en diversos países demostraron que la exposición de la tela de lino a agentes de naturaleza química (por 1 incendio que chamuscó la famosa mortaja funeraria en la Edad Media) invalidaría por sí mismo los resultados publicados en Nature; y, sobre todo, en la cuarta vía más importante, que demuestra de manera decisiva las inconcluencias de los análisis de 1988 es que, según muchas autoridades científicas de máximo prestigio y fama mundial (patólogos forenses, químicos térmicos, biofísicos, físicos nucleares, etc.) la huella de la Imagen estampada en la lienzo de lino fue fruto de algún tipo de agente radiactivo (las huellas de la chamuscadura fue fruto de algún tipo de radiación atómica ajena las leyes de la física conocida que grabó a fuego la Imagen en la Sábana cuando el cadáver se encontraba ingrávido o de forma paralela a la gravedad). No obstante, la controversia científica, académica, social y religiosa sigue abierta entre partidarios de la autenticidad de la Santa Síndone como mortaja mortuoria que cubrió el cuerpo sin vida de Jesús de Nazaret en el sepulcro; y aquellos que creen que el Sudario no es más que la argucia de un ingenioso falsificador medieval. La cuestión crucial es que hasta la fecha la impronta del Sudario de Turín es científicamente irreproducible mediante técnicas artificiales o naturales. En cualquier caso, la Síndone sigue siendo el objeto arqueológico más estudiado, controvertido, famoso y enigmático de toda la historia documentada de la humanidad.

TÍTULO OBRA

EL PARADIGMA CIENTÍFICO Y NEOCULTURAL DE LA INMORTALIDAD

AUTOR

JESÚS FRAGA CID

TEMÁTICA

SÁBANA SANTA DE TURÍN

GÉNERO LITERARIO

ENSAYO CIENTÍFICO-PERIODÍSTICO

CATEGORÍA

ESOTERISMO CRISTIANO

PÁGINAS

122

ILUSTRACIONES

EDITOR

RAKUTEN KOBO, INC.

(JAPAN)

ASIA/PACÍFICO

DISTRIBUIDORES OFICIALES

AMAZON

RAKUTEN

EDICIÓN

1ª EDICIÓN

FECHA DE LANZAMIENTO LIBRO

25/07/2018


ENLACES LIBRO

https://www.amazon.com/gp/offer-listing/1717816568/ref=dp_olp_new_mbc_mma?ie=UTF8&condition=new

https://www.kobo.com/it/it/search?query=jesus%20fraga%20cid&fcsearchfield=Author

https://books.rakuten.co.jp/search/dt/g101/kpblsJes%8F%AB%E2s+Fraga+Cid/

PHILOSOPHY (AUTHOR: LLISES FOREST)

Jesus Fraga | julio 26, 2018 | 0

LA TEORÍA DE LA EVOLUCIÓN NEODARWINISTA: ALGUNOS DILEMAS CIENTÍFICOS, FILOSÓFICOS Y EPISTEMOLÓGICOS CONTEXTUALES

 

Muchos están familiarizados con los teorías de Charles Darwin sobre la evolución de las especies. En ellas se establece que las especies fueron evolucionando a través de mutaciones genéticas aleatorias, a través de mecanismo de adaptación  y selección natural. A pesar de que neodarwinismo no es una teoría global completa, sino un conjunto de teorías, algunas de ellas no muy sólidas entre sí, elaboradas a partir de una marco teórico retrospectivo multidisciplinar (microbiología, etología, embrionología, genética de poblaciones, sociobiología, biogeografía, anatomía comparada, paleoantropología, epigenética, primatología, zoología, paleogenética, antropología, paleontología, bioquímica, etc.) como modelo explicativo del surgimiento y evolución de las especies en la Tierra. A pesar de que el Neodarniwismo está implantado como modelo de enseñanza a nivel científico y académico, existen una serie de “puntos ciegos” que invalidan, al menos ciertos aspectos formales, esta teoría científica.

 

EL ORIGEN DE LA VIDA

 

1. ¿Cómo surgió el primer organismo unicelular vivo a partir de elementos inorgánicos o de la materia inerte y de dónde procedió?

2. ¿Qué elementos químicos y en qué condiciones ambientales pudieron provocar el surgimiento de la vida microbiótica?

3. ¿Qué mecanismo genético ha hecho que las células de primer organismo vivo se autoreplicasen?

4. ¿Qué mecanismo biológico o genético hace que mute una especia a otra de mayor complejidad u orden? ¿Acaso no es cierto que esa presuntas mutaciones genéticos dan lugar más bien a aberraciones congénitas totalmente involucionadas?

5. ¿Qué mecanismos naturales han provocado la evolución de seres invertebrados  a vertebrados ?¿Existe constancia de animales híbridos que se adapten y sobrevivan mediante mecanismo de selección natural a cualquier tipo de entorno?

 

6. ¿Puede un animal acuático mutar genéticamente para dar lugar a una especie voladora transgrediendo las leyes de la genética y de la física? ¿Puede una especie animal marina adaptarse a un entorno fluvial dulce? ¿Puede una especie de clima polar adaptarse a un clima tropical?

7. ¿Cómo podemos explicar el salto evolutivo entre los simios y los seres humanos en base la genética comparada? ¿Qué hacemos con el ADN basura?

8. ¿Como explicar el salto evolutivo abismal entre los hominidos y los seres humanos en aspectos como el lenguaje verbal, la neuroplasticidad humana, su fisonomía, la inteligencia, el raciocinio, la antropoética, la creatividad, el arte, la religión, la ciencia, etc.? ¿Dónde está científicamente documentado el eslabón perdido que explique el salto último entre la especie homínida (Homo Sapiens) y el Ser Humano?

9. ¿Tiene un homínido capacidad de autoconciencia de tipo metafísico, filosófico, axiológico o moral?

10. ¿Por qué existen lagunas en el registro fósil (saltos evolutivos temporales discontinuos, ausencia de registro fósiles de especies en transición, dataciones por carbono 14 incorrectas, etc.) a la hora de documentar la evolución de todas las especies en la Tierra?

11. ¿Es posible que una cadena sucesiva de miles de millones de combinaciones completamente aleatorias, ciegas y anárquicas dé lugar, a partir de la materia inerte, a nuestro complejo y sofisticado neocórtex racional? ¿Qué probabilidad estadística existe que un tornado reconstruya al cabo de miles de millones de años todo el ensamblaje de avión Boeing 747? ¿Acaso no es cierto que su probabilidad es prácticamente nula?

12. ¿Acaso no es cierto que el neodarwinismo no es más que una teoría puramente retrospectiva basada en la observación y elucubración de una serie de hipótesis inconsistentes e incompletas explicativas para hacerla encajar a la fuerza en un modelo teórico global no probado empíricamente?

13. ¿Es posible que los científicos no hayan más que reconstruido a partir de los datos obtenidos del registro fósil un esquema teórico virtual o hipotético de cómo evolucionaron las especies de unas a otras? ¿Acaso no es más probable que todo esto no sea más que una serie de elucubraciones científicas sin ninguna base científica empírica prospectiva experimental ? ¿Qué pasa con todas aquellas especies animales no catalogadas (criptozoología) ?

14. ¿Existen estudios científicos experimentales prospectivos que avalen la teoría de la evolución neodarwinista?

15. ¿Acaso no es cierto que la teoría de la evolución no es más que una teoría especulativa y simplista en donde existe aspectos formales muy discutibles (materialismo, mutaciones genéticas aleatorias, azar y necesidad) que plantea más preguntas que respuestas?

EL ORIGEN DEL UNIVERSO

 

Por un lado tenemos estos interrogantes aún sin una respuestas satisfactoria sobre el origen, desarrollo y evolución de las especie en la Tierra. Sin embargo, la teoría de la evolución abarca un marco más amplio para explicar igualmente el origen y evolución del Universo a través del Big Bang hace 13,700 millones de años. La realidad es que si ya hay cuestiones filosófico-científicas de fondo que ponen en entredicho algunos de las aspectos de la teoría la evolución de la especies por selección natural neodarwinista, la controversía es mucho mayor a la hora de explicar el origen y evolución del Universo. Estos son algunos de los interrogantes que plantea:

1. ¿Qué había antes del Big Bang?

2. ¿Cómo explicar el origen de la materia en el Universo a partir de una fluctuación cuántica del vacío cósmico?

3. ¿Qué suerte de “milagro” científico ha hecho que, desde un origen caótico del Universo debido a la Gran Explosión, haya de alguna forma dado como resultado un orden subyacente, equilibrio entre las fuerzas cósmicas, una refinada armonía, ajuste preciso y sincronía de todas sus leyes y una perfecta precisión en los parámetros o magnitudes de la física o cosmología para dar lugar a la vida?

4. ¿Por qué existen diferentes modelos cosmológicos a la hora explicar el origen de toda la realidad? ¿Que hacemos con las demás teorías, como la Teoría de los Multiversos paralelos, la Teoría de Cuerdas, la Teoría del los Universos Cíclicos, etc.?

  

6. ¿Cómo compatibilizar el mundo macroscópico determinista con el mundo microscópico indeterminista?

7. ¿Por qué existen muchas interpretaciones científicas sobre el origen y evolución del Universo?

8. ¿Acaso no es cierto que existe una relación de analogía entre el Universo y un Creador? ¿No es Dios realmente el Gran Matemático, Relojero, Ideólogo, Mecánico y Diseñador del Cosmos?

 

CONCLUSIÓN

Todos esos interrogantes nos llevan a pensar que la teoría de la evolución no es más eso, una simple teoría, no una ley científica universal (gravedad). De lo contrario una parte importante de la comunidad científica no estarían discutiendo sobre la validez científicas de esta teoría. En cualquier caso, la teoría de la evolución no tiene porque refutar la existencia de Dios. Existen muchos científicos, filósofos, académicos, eruditos, premios Nobel, etc. que sostienen que es compatible la visión evolucionista de la ciencia con la visión Creacionista de la religión. Para nada esta teoría tiene porque negar la existencia de Dios. Además, habría que saber que tipo de Dios existe: como una Mente Universal, Principio Divino Regulador, Energía Suprema Cósmica, Orden Superior, etc. Creo que más bien la cuestión de la existencia de Dios es meramente semántica o interpretativa en cuanto a su definición.La cuestión clave es que todo el Orden, Equilibrio, Sincronía, Simplicidad y Armonía que existen en todo el Universo físico, incluyendo el no físico (Omniverso) está guiado por una Fuerza Invisible Misteriosa de tipo DIVINO que ha hecho posible el surgimiento de la vida en el Universo. Ahí está la clave de todo.

 

¡Muchas gracias!

 

BIOETHICS (AUTHOR: LLISES FOREST)

Jesus Fraga | julio 13, 2018 | 0

17 MALES ENDÉMICOS DERIVADOS DEL CIENTIFICISMO MATERIALISTA NEOPOSITIVISTA

(LA CIENCIA COMO FALSO ÁLTER EGO DE DIOS)

1. Las ensayos con bombas atómicas o nucleares y sus efectos colaterales: corrientes oceánicas (sutnamis), colapso de la tectónica de placas (terremotos), volcanes, desastres naturales, alteración del geomagnetismo de la Tierra, corrientes migratorias de especies animales, destrucción del hábitat, enfermedades crónicas o mortales derivadas por la onda expansiva radiactivas, etc.

2. El calentamiento global y el cambio climático y sus efectos colaterales: efecto invernadero, lluvia ácida, erosión y desertización de la superficie terrestre, la fusión de los casquetes polares, la pérdida de biodiversidad, la destrucción de los hábitat y de los ecosistemas, la extinción de especies animales, los desastres medioambientales, etc.

3. El materialismo consumista y la falta de valores de la sociedad basada en el interés egoísta de la supervivencia individual por encima de los demás (neodarwinismo sociológico)

4. La eliminación de puestos de trabajo debido a los avances en el campo de la Inteligencia Artificial y la Robótica mediante la mecanización de los procesos industriales.

5. El surgimiento de nuevas enfermedades provocados por alimentos transgénicos (obesidad, diabetes, bulimia, enfermedades orgánicas, etc.)

6. La experimentación sin ningún control ético y legal con animales como cobayas en laboratorios.

 

7. La explosión demográfica y el agotamiento de recursos naturales debido al irrefrenable avance de la Ciencia y la Tecnología

8. La ingeniería genética: clonación terapéutica o reproductiva, reproducción asistida mediante fecundación in vitro (bebés probeta), la eugenesia (bebés a la carta), la reprogramación celular y genética para prolongar indefinidamente por medios artificiales la longevidad humana (la ciencia jugando a ser Dios).

9. El aborto artificialmente inducido y los efectos colaterales provocados por dicha práctica (Sindróme de Estrés Post-Traumático, Depresión, Soledad, Ansiedad, Trastornos disociativos de la personalidad, etc.)

10. La prolongación innecesaria de la vida con máquinas de soporte vital artificial de enfermos terminales (negación de la muerte)

11. La emergencia de una sociedad autómata, idiotizada o preprograma debido a la revolución de la Ciencia y la Tecnología en ámbito de la vida humana, como ocurre con las nuevas Tecnología de la Información y de la Comunicación (Internet, Redes Sociales, Telefonía Movil, etc.)

12. La aniquilación de la cadena alimenticia de las especies derivados por la caza furtiva, el uso de pieles de animales con fines comerciales en el mercado negro, etc.

13. Las aberraciones físicas congénitas provocadas por la exposición la contaminación ambiental o radiactiva o sustancias químicas nocivas, por la manipulación genética, etc.

14. La emergencia de una sociedad “zombi” que es víctima del interés del interés de las multinacionales de los grandes laboratorios farmacéuticos a través de prescripción de psicofármacos antidepresivos, ansiolíticos, etc. provocada por la aceleración del nivel de vida y la exigencia de una sociedad competitiva y óptima, tanto a nivel personal y profesional en Occidente. (sociedad “medicalizada”)

15. La criogenia o criopreservación (encarnizamiento de la muerte)

16. La aplicación de dispositivos robóticos o cibernéticos en el cerebro humano para perpetuar a toda costa amoralmente la especie humana (maquinas humanas sin alma).

17. La usurpación de toda dignidad y de sentido humano, ético y espiritual la existencia de la raza humana (materialismo neodarwinitsta Vs humanismo espiritualista)

GENETICS & BIOTECHNOLOGY

Jesus Fraga | junio 28, 2018 | 0

LOS ÚLTIMOS AVANCES CIENTÍFICOS EN BIOTECNOLOGÍA, REPROGRAMACIÓN CELULAR Y GENÉTICA PERMITIRÁN PROLONGAR LA LONGEVIDAD Y ESPERANZA DE VIDA MÁS ALLÁ DE LOS 120 AÑOS

Cuando se acerque su último suspiro, el doctor en bioquímica Rodolfo Goya , investigador del Conicet en la Universidad Nacional de La Plata (UNLP), va a intentar una zancadilla final a la muerte: será congelado a menos de 190 grados en un instituto de Michigan y colocado en un termo o criostato, cabeza abajo, junto a otros cinco “pacientes”. Su sueño es que en un plazo incierto (15, 30, 50 o 100 años) la ciencia consiga atacar las causas de su senectud y enfermedad y lo “resucite”. Y que incluso pueda ser mejorado. “La criónica, preservación de cuerpos a baja temperatura, es una nave al futuro que no se sabe dónde va a aterrizar”, dice en su laboratorio de la Facultad de Medicina. Y agrega: “Pero estoy seguro de que la tecnología va a lograr vencer a la muerte. Y lo mejor que puedo hacer, mientras tanto, es congelarme y esperar ese futuro”.

Vivir hasta los 100, 115 o 150 años está dejando de ser la meta ambiciosa que supo ser. Y la actitud de Goya simboliza un creciente espíritu de resistencia entre científicos, tecnólogos, futuristas y emprendedores: la convicción de que el envejecimiento y la muerte no son un destino ineludible de los seres vivos y que se puede interferir en los mecanismos bioquímicos que los desencadenan o reparar los daños que producen. Los más cautos o modestos aspiran a extender la esperanza de vida algunos años o décadas. Por ejemplo, hasta 150 años. Para los más optimistas, en cambio, en el mediano y largo plazo no resulta utópico vivir cientos o miles de años, en buen estado de salud.

El envejecimiento es el principal problema del mundo. Causa 100.000 muertes por día. No hay nada que cause más sufrimiento”, asegura el biogerontólogo inglés Aubrey de Gray, uno de los promotores más entusiastas de la posibilidad de la extensión radical de la vida. Graduado en ciencias de la computación, doctorado en biología en la Universidad de Cambridge y dueño de una tupida barba que le confiere un aire de profeta, De Gray postula que el deterioro del cuerpo con la edad no es distinto del que sufre un auto o cualquier máquina con el paso de los años. Y que la receta para hacerle frente es la misma: realizar un mantenimiento preventivo exhaustivo. “Podemos hacerlo con las máquinas. Y también podemos hacerlo con el cuerpo”, se entusiasma.

El tratamiento consistiría en la aplicación de células madre, anticuerpos, enzimas y otras sustancias que sustituyan piezas, corrijan anomalías o limpien al cuerpo de sus desechos después de los 50 años. En una videoconferencia que brindó en octubre del año pasado en el Campus Party Argentina, y que tuvo lugar en el predio de Tecnópolis, De Gray proyectó que esa técnica podría estar disponible dentro de 20 años. ¿Caro? Tal vez no. El especialista afirma que a los gobiernos les resultará más económico asegurar su provisión que costear las aflicciones de la vejez.

En su última novela, “Cero K”, Don DeLillo define a los centros de criónica como “una promesa más segura que los más allá de las religiones”. Pero De Gray no se queda muy atrás. Cuando un asistente al evento de Buenos Aires le preguntó respecto de la edad máxima que podría alcanzar un ser humano con su enfoque preventivo, respondió: “Es imposible poner un límite. Si se mantienen las muertes por accidentes, suicidios y pandemias, la expectativa promedio de vida podría ser de unos pocos miles de años. Pero, si, como creo, en el futuro vamos a bajar esas otras causas de muerte, se podría vivir aún más tiempo”.

De hologramas a células madre

La batalla final contra el progresivo declive físico y mental asociado a la edad es también la nueva fiebre del oro en Silicon Valley. Empresas como Google; billonarios como Peter Thiel (fundador de PayPal) y Larry Elison (fundador de Oracle); y científicos como Craig Venter, uno de los “padres” del proyecto genoma humano, crearon recientemente o invirtieron fortunas en compañías biotecnológicas orientadas a aplazar la hora del entierro.

Algunos caminos para la inmortalidad son dignos de películas de ciencia ficción.Implican fusiones del humano con las máquinas, copias de back up de nuestra información o mentes que se transfieren a cuerpos artificiales u hologramas entre 2035 y 2045. Ray Kurzeil, un inventor, científico y futurista, pronostica que para 2029 la tecnología médica va a ser capaz de agregar un año adicional a la expectativa de vida remanente por cada año que pase. Como si la muerte fuera ese horizonte que se aleja a medida que uno avanza.

Goya, el investigador de La Plata, comparte esa tenaz rebeldía ante ¿lo inevitable? “Para quien no cree en Dios, la muerte es una tragedia. La casualidad [de una persona que sea como uno] no se va a repetir”, lamenta. Pero no sólo espera que otros resuelvan el problema para cuando él se congele, sino que desde hace décadas también explora métodos en modelos de laboratorio para retrasar el envejecimiento y prolongar la vida. “Pensé que se trataba de un problema lo suficientemente importante como para dedicarle mi vida científica”, dice. Primero probó con las hormonas, cuyos niveles en humanos declinan después de los 30 o 35 años y sonaba una estrategia lógica. Por ejemplo, los promotores de la suplementación con hormona de crecimiento sostienen que sube las defensas, fortalece los huesos y los músculos, reduce los acúmulos adiposos, favorece la vida sexual y disminuye las arrugas.

Sin embargo, en sus experimentos, Goya descubrió que los animales bajo tratamiento hormonal lograban un rejuvenecimiento temporario (por ejemplo, recuperaban el brillo del pelo), pero a las pocas semanas se volvían resistentes a la intervención. “La hormona es un componente, pero también se necesitan receptores [sobre los que actúen]. Si hay muchas llaves y ninguna cerradura, la puerta no se va a poder abrir”, resume. También hay riesgos de efectos adversos.

Después de trabajar con la transferencia de genes en ciertas regiones del cerebro que funcionan mal con la edad, Goya decidió probar suerte con las células madre: esos manantiales “pluripotentes” que tienen la capacidad de convertirse en una neurona, un hepatocito o cualquier otra célula especializada cuando encuentra las señales adecuadas. Comodines biológicos que albergan la promesa de restaurar o rejuvenecer tejidos, aunque las evidencias en pacientes todavía son muy preliminares.

Sin demasiadas expectativas, según él mismo admite, Goya y su equipo comenzaron a aplicar dos inyecciones mensuales de células madre humanas en una sola rata que tenía seis meses, lo que equivale a una persona adulta de 35 o 40 años. Los resultados fueron asombrosos: mientras que el resto de los ejemplares de su especie no superó los 28, 31 o 36 meses de vida, el roedor tratado (al que apodaron “Number One”) alcanzó los ¡44 meses! Algo así como si fueran 17 años más en una persona. Y sin signos de declive físico. “Es el mayor logro que tuve alguna vez en el laboratorio”, enfatiza Goya. “Lo vi con mis propios ojos. No creo en los ovnis, pero si aterriza uno en el patio de mi casa, voy a creer”.

La revista “Rejuvenation Research” reportó el caso en agosto de 2016, por lo inusual. Goya espera ahora obtener fondos para replicar la experiencia en una muestra mayor. O que otros científicos lo hagan. Quizás no sea todavía la receta de la inmortalidad a la que aspira, pero imagina que puede ser uno de los caminos para mantener el bienestar por más tiempo y disfrutar más cumpleaños propios.

Cantidad y calidad

Por supuesto, como la literatura y el cine insisten en recordarnos, vivir mucho más tiempo no necesariamente resulta una bendición. Sin embargo, quienes investigan estrategias para prolongar la expectativa de vida aseguran que la calidad de los años ganados no se negocia. Y que el esfuerzo representa la mejor inversión concebible para mejorar la calidad de vida de los adultos mayores y la gestión de los recursos de salud. El enemigo es el envejecimiento, no los viejos.

Los pasos de la ciencia en ese camino pueden ser chiquitos, pero prometedores. Como recuerda el emprendedor y tecnólogo Santiago Bilinkis, no hace falta que aparezca de la noche a la mañana una solución que nos garantice vivir 1.000 años: puede hacerse de forma progresiva. Una persona que hoy tiene 40 puede estimar que le queda otro tanto por delante. Pero, si en el transcurso de esas cuatro décadas, la expectativa de vida humana se extiende hasta los 120 años, cuando llegue a los 80 le quedarán por delante los mismos 40 años que le quedan hoy. “Y cuando esa persona esté rondando los 120 años, cerca del fin del siglo XXI, quizás los avances científicos hayan logrado extender la vida a los 170, es decir, tendrá por delante más de lo que tiene hoy. En un cierto sentido, será más joven que ahora”, sintetiza.

Las señales alentadoras se suceden. En diciembre pasado, un equipo de investigadores de Estados Unidos logró la reprogramación parcial de células de un ratón vivo transgénico, haciendo que expresaran de manera intermitente ciertos genes (conocidos como “factores de Yamanaka”) que son característicos de las células madre embrionarias. Y fue como si hubieran recreado el destino de Benjamin Button. Los roedores, afectados por una forma de envejecimiento prematuro, mejoraron la función de sus órganos y vivieron un 30% más de tiempo.

“Es algo milagroso”, se entusiasma Goya, quien ahora planea replicar esa experiencia junto con colegas de Montevideo. De acuerdo con el bioquímico, rejuvenecer a una persona va a ser más difícil que hacerlo con un ratón, aunque cree que en el futuro se van a poder activar los genes “dormidos” de Yamanaka mediante el uso de drogas. “Donde parecía que había una pared, se ha abierto una puerta”, sentencia.

Al alcance de la mano

Ninguno de los expertos deja de recomendar los hábitos saludables, como una buena alimentación, el ejercicio o la reducción del estrés. El nivel educativo también guarda una relación directa con la longevidad. Pero, tal como advierte con crudeza De Gray, mejorar la calidad de vida y ayudar a prevenir enfermedades no implica que sirvan para frenar el proceso de envejecimiento per se. “El cuerpo va acumulando daños por el solo hecho de respirar, y eso no lo podemos evitar”, reitera.

El mantenimiento preventivo, el rejuvenecimiento con reprogramación celular y la fusión con máquinas suenan lejanos. De todos modos, existen algunas estrategias que hoy están, en teoría, más al alcance de la mano y que parecen prolongar la vida en buenas condiciones. Una de ellas es la llamada “restricción calórica”: una dieta estricta que consista en disminuir un 25 o 30% la ingestión diaria de calorías. Desde 1935, el método demostró extender hasta un 50% la longevidad en modelos animales, incluyendo mamíferos. Según algunos autores, sería una de las explicaciones de que la isla de Okinawa, en Japón, tenga la mayor proporción en el mundo de habitantes centenarios: por razones culturales, la población adulta consume un 20% menos de alimentos que en el resto del país.Sin embargo, la restricción calórica también puede dañar la inmunidad y la cicatrización de heridas. Y, por sobre todas las cosas, ¡es muy difícil de sostener en el tiempo!

Otro enfoque, quizás más realista, consiste en la administración de dos antiguos medicamentos: rapamicina (aprobado para prevenir el rechazo de trasplantes) y la metformina (para controlar la diabetes tipo 2). Por mecanismos que no están del todo claros, pero que simulan aspectos de la restricción calórica e interfieren con el metabolismo de las células, ambas drogas parecen retardar la declinación asociada a la vejez en múltiples sistemas de órganos.

Uno de los científicos que defienden esa estrategia, Mikhail Blagosklonny, del Roswell Park Cancer Institute de Buffalo, Estados Unidos, propone sumarlas a un cóctel preventivo que también incluya un antihipertensivo, una estatina para el colesterol, aspirina, propranolol y Viagra (además de dieta y ejercicio), según escribió en mayo en la revista “Oncotarget”.

Para Blagosklonny, no hay tiempo que perder: “Si queremos vivir más tiempo, tenemos que participar de ensayos clínicos [que prueben este enfoque]”, instó. Pero otros colegas, no sin razón, abrigan temor de los posibles y variados efectos adversos de la medicación.

El microbiólogo argentino Roberto Grau está explorando otra táctica: el uso de un probiótico, la bacteria del suelo Bacillus subtilis. Una de las variedades del germen se consume en Japón desde al menos 500 años en un alimento a base de soja fermentada (natto o “queso vegetal”). Por otra parte, ese país tiene la expectativa del mundo más alta del planeta. “Quizás no se trate de una mera coincidencia”, razonó.

En su laboratorio de la Facultad de Ciencias Bioquímicas y Farmacéuticas de la Universidad Nacional de Rosario (UNR), Grau alimentó a un gusano con esa bacteria y comprobó que extendía su longevidad a un nivel comparable con el de una persona que soplara 120 velitas. “Y con la vitalidad de uno de 50”, según le dijo a la prensa.

“No me animaría a plantear que hay un paralelismo absoluto entre un gusano y un humano, pero estoy convencido de que puede producir beneficios considerables”, sostiene un integrante del equipo de Grau, Federico Argañaraz. Otro de los investigadores, Marco Bartolini, agrega: “La mayor ventaja de este probiótico es que forma esporas [estructura que le permite sobrevivir a condiciones adversas] y no altera los atributos de los alimentos, por lo cual se puede poner en cualquier lado. ¡Hasta en el mate!”. Con rapidez de reflejos, para el año próximo se espera que una empresa argentina empiece a comercializar la primera yerba con la bacteria de la longevidad.

La “vacuna” de la longevidad

La última de las recetas anti-age que está siendo ensayada en animales es la llamada “hormesis”: el beneficio que recibe una célula u organismo después de la exposición a dosis bajas de un agente químico o factor ambiental que, en dosis altas, hubiera sido dañino. Una especie de vacuna que, para algunos especialistas, puede ser la llave para que los seres humanos vivan más. O, al menos, para que extiendan el período de independencia funcional y lucidez mental.

“La dosis óptima de un tratamiento de hormesis para cada persona dependerá de su fondo genético, como también del ambiente que experimentó a lo largo de su vida”, puntualiza Fabián Norry, investigador del Conicet en el Instituto de Genética y Evolución de Buenos Aires (IEGEBA), que funciona en la Facultad de Ciencias Exactas y Naturales de la UBA. Por ahora, Norry y su grupo probaron la estrategia en cepas de moscas, con resultados alentadores. Por ejemplo, en un estudio que publicó a fines de 2016, mostró que la aplicación de más de diez “pulsos” diarios de calor a lo largo de toda la vida duplicó la longevidad de una línea de la mosca Drosophila Melanogaster.

Algunos entusiastas ya aplican el método en su rutina cotidiana: por ejemplo, se duchan cada mañana con agua fría o toman baños sauna. Sin embargo, Norry y otros científicos advierten que antes se necesita caracterizar mejor los mecanismos involucrados.

En cualquier caso, no se trata sólo de un problema de la ciencia. Frente a los avances de la tecnología, y la promesa de lograr prolongaciones sustantivas de la longevidad, existen voces de preocupación respecto del impacto social, político y económico de estas iniciativas. ¿Qué va a pasar con el trabajo? ¿Con la superpoblación del planeta? ¿Con los sistemas de jubilación? ¿Con las condenas a perpetua? ¿Con el estancamiento cultural? ¿Con los dictadores que se eternizan?

Los impulsores de estas estrategias esgrimen dos tipos de respuestas. Por un lado, el escenario demográfico no sería tan apocalíptico como muchos temen (prolongar la vida no implica extender el período reproductivo). Por el otro, suponen que los riesgos sociales de las intervenciones que favorecen una larga vida saludable no justifican rechazar los beneficios que implican. Y que la misma sociedad va a encontrar respuestas. “Vamos a tener más manos y mentes disponibles para ayudar a resolver esos temas globales”, dice a NOTICIAS la psicóloga rusa Elena Milova, directora del consejo de la ONG “Life Extension Advocacy Foundation” (LEAF).

Es difícil imaginarlo, claro, pero quizás convenga mantener la cabeza amplia respecto de ese futuro. El biólogo Lewis Wolpert, autor del libro “Por ti no pasan los años”, escribió en 2011: “Yo no quiero formar parte de ese cuarto de la población mayor que vive en una residencia para mayores y me haría feliz morir apaciblemente en mi casa a los 85 años”. Y luego agregó: “Pero tal vez cambie de opinión”.

A todo esto habría que añadir el Proyecto Avatar (Rusia), que pretender con las nuevas tecnologías de la inteligencia artificial, la robótica, la biotecnología, la biomedicina, etc. “eternizar” la existencia vital de los humanos en la Tierra a través de la aplicación de dispositivos robóticos en el cerebro humano.

FUENTE CONSULTADA

http://noticias.perfil.com/2017/07/21/avances-cientificos-en-mantenimiento-preventivo-vivir-por-siempre/

 

NEUROSCIENCE & BIOLOGY

Jesus Fraga | junio 22, 2018 | 0

EXPLORANDO LA MENTE HUMANA, EL CEREBRO Y LA CONSCIENCIA DURANTE LA MUERTE: UN ESTUDIO PROSPECTIVO Y RETROSPECTIVO COMBINADO

Diciembre 2017 – Septiembre 2020

La cuestión de cómo la mente se relaciona con el cerebro ha fascinado a la humanidad por milenios. Mientras que algunos filósofos han propuesto que la mente sea de naturaleza “física” (monismo materialista), otros han argumentado que la mente es “no física” (dualismo idealista o monismo espiritualista) e interactúa con el cuerpo.

Gracias a los avances modernos a través de novedosas y vanguardistas técnicas cardioquirúrgicas en materia de resucitacion cardiopulmonar (CPR) para paro cardíaco (CA), millones de personas han proporcionado informes anecdóticos de procesos lúcidos de pensamiento con una base experiencial durante un estado de cercanía a la muerte (ECM) con una cualidad perceptual, cognitivo y sensorial totalmente amplificada, además de responder a un patrón universal, independientemente de cualquier factor cultural o demográfico y con una estructura interna completamente coherente durante un período en que tiene lugar un síndrome agudo de infarto de miocardio (CA). En los últimos años, la precisión de estos informes se ha visto respaldada por la evidencia de estudios científicos de casos y, más recientemente, estudios de CA (paros cardíacos) prospectivos a gran escala. La aparición de la conciencia en el momento de un paro cardíaco es altamente significativa, ya que los datos de estudios independientes de que la conciencia (ECMs) pueden ocurrir durante una parada cardiocirculatoria, pulmonar y electrocortical cerebral, representa evidencia tangible e insoslayable de que la mente o la consciencia pueden ser una entidad “científica” separada e independiente de los funciones corporales y cerebrales, aún no descubierta del cerebro y, por lo tanto, por la neurociencia moderna oficial. Nuestro centro (New York University School of Medicine), es uno de los pocos centros con un historial establecido de investigación en tiempo real no invasivo de monitorización de la reanimación cerebral durante un paro cardíaco, así como el estudio de la conciencia y la experiencia cognitiva-perceptual y mental durante una disfunción cardíaca.


Nuestra hipótesis es que, si bien existe una amplia gama subjetiva en cuanto a la experiencia o proceso humano de la muerte, la conciencia y / o la actividad mental y cognitiva se produce durante un estado de muerte clínica derivado de un paro cardíaco y se relaciona con recuerdos de eventos reales, de ahí que el cerebro puede ser un simple receptor de la consciencia, no el creador. Esto tiene tremendas, profundas e inimaginables implicaciones de alcance universal a la hora de probar la supervivencia de la consciencia a la muerte física.

Tenemos la intención de probar nuestras hipótesis a través de los siguientes objetivos específicos:

1) Establecer el espectro de la conciencia y la conciencia durante un paro cardíaco (CA) y la parálisis cardiocirculatoria como modelo de muerte por criterios cardiopulmonares.

2) Determinar la relación entre la conciencia consciente y / o los estados mentales y cognitivos durante una parada cardíaca o parálisis circulatoria, pulmonar y bioeléctrica cerebral con la calidad de la reanimación cerebral y los procesos fisiológicos y fisiopatológicos subyacentes.

Este estudio proporcionará datos científicos muy importantes que pueden conducir a un cambio importante en nuestra comprensión de la relación entre la mente y el cerebro y del misterio profundo de lo que nos ocurre realmente al morir.

Nota: Los resultados a los que alude este nuevo estudio, AWARE II, serán anunciados en una conferencia científica y médica internacional ante la Asociación Canadiense de Médicos de Urgencias (Canadian Association for Emergency of Physicians, CAEP) a finales del año 2020.

El Proyecto AWARE de Naciones Unidas

El 11 de septiembre de 2008 se realizó un simposio bajo el auspicio de Naciones Unidas (New York, USA) con el título de “Beyond the Mind-Body Problem: New Paradigms in the Science of Consciousness (Más allá del problema Mente-Cuerpo: Nuevos Paradigmas en la Ciencia de la Consciencia) con el fin de analizar las transformaciones que los nuevos paradigmas de la neurociencia moderna están produciendo tanto sobre las investigaciones de la mente humana como nuestra compresión de la consciencia y del yo.

Para ello, el doctor en medicina, cardiología y biología celular y molecular, Sam Parnia, presentó formalmente el denominado The Human Consciousness Project (Proyecto Conciencia Humana), un consorcio internacional de científicos y médicos con carácter multidisciplinar creado con el objeto de investigar, con las técnicas más vanguardistas y actuales, los procesos neuronales implicados en diferentes facetas de la consciencia humana, su naturaleza y su relación con el cerebro.

Dicho macroproyecto incluye el estudio AWARE (AWArness during REsuscitation Study, Estudio de la Consciencia durante la Resucitación). AWARE fue formalmente presentado como la primera investigación prospectiva a gran escala internacional para el estudio de la relación mente-cerebro durante el estado de muerte clínica en personas con paros cardíacos.

El programa AWARE fue dirigido por doctores Sam Parnia y Peter Fenwick, junto con los profesores Stephen Holgate y Robert Peveler (Universidad de Southampton, U.K.) y en el participaron una serie de universidades norteamericanas, así como 15 hospitales de EE.UU, Reino Unido y Austria. El proyecto fue promovido por la Universidad de Southampton (U.K.).

El estudio AWARE se convertiría en la primera investigación prospectiva a escala internacional en el campo de las experiencias cercanas a la muerte (ECMs). Por su objeto de estudio, fue la primera investigación científica de gran calado sobre habilidades perceptuales y cognitivas asociadas a paros cardíacos.

Dicho megaproyecto vino precedido por una fase piloto de año y medio de duración realizado en una serie de hospitales previamente seleccionados del Reino Unido para estudiar a un grupo de pacientes víctimas de paro cardíaco.

Según sus responsables, AWARE será de gran valor para la comunidad científica y médica internacional al contribuir a un mejor conocimiento de la mente, el cerebro y su interacción, así como el progreso de los cuidados médicos dispensados a pacientes con crisis cardíacas. El proyecto pretende arrojar luz racional sobre el fenómeno de las Experiencias Cercanas a la Muerte, de modo que AWARE podría tener profundas implicaciones a la hora de entender el proceso humano de la muerte y el misterio de lo que nos sucede al morir (Beyond The Mind-Body Problem, 2008). Una cuestión secularmente relegada al ámbito de las creencias religiosas y a la reflexión y al debate teórico-filosófico.

Objetivo primordial de AWARE: testear la existencia del alma

El objetivo principal de este descomunal, estratosférico y inaudito proyecto eran comprobar con un método científico consistente en marcadores objetivos (etiquetas), solo visibles desde el techo y ubicados en lugares estratégicos de los hospitales (en las UCI y quirófanos), las presuntas experiencias extracorpóreas a menudo informadas de manera clásica por personas que fueron rescatadas de las garras de la muerte mediante modernas técnicas de RCP. La primera fase del proyecto se prolongó durante 5 largos años. Sus resultados fueron anunciados en una conferencia internacional con sede en el American Heart Association a finales del 2014. Sus resultados también fueron publicados en una de las revistas científicas y académicas más prestigiosas del mundo, Resuscitation, después de someter dicho estudio a un arbitraje científico (peer-reviewed – revisión por pares). El estudio fue patrocinado por fundaciones sin ánimo de lucro, como la Nour Foundation, Horizon Research Foundation, IANDS y la Fundación John Templeton. Dicho estudio acaparó el interés de toda la prensa internacional, sobre todo de Occidente.

Resultados del programa AWARE

Del estudio se puede extraer los siguientes datos. Se tomó una muestra de 2.060 pacientes que sufrieron paros cardíacos. De ellos, un 39 % de los pacientes sobrevivieron al fallo cardíaco y el 61% restante no lograron completar las entrevistas porque fallecieron al poco tiempo de ser hospitalizados.

De ese 39 % que sí sobrevivió al paro cardíaco, pudieron someterse a entrevistas estructuradas, en la cual describieron una percepción de conciencia durante el evento, pero curiosamente no tenían ningún recuerdo explícito de los acontecimientos. Entre los que sí informaron de una percepción de conciencia concreta y completaron todas las entrevistas posteriormente, el 46% señaló haber experimentado una amplia gama de recuerdos mentales en relación con la muerte, no siempre compatibles con el término “ECM”, comúnmente utilizado en base a la Escala Greyson. Entre esas experiencias, había algunas de miedo y persecución. Solo un 9% de estos individuos contó experiencias compatibles con el término ECM en base a la Escala Greyson y un 2% compatibles con el concepto de “experiencias extracorpórea”, con recuerdos explícitos de “haber visto” y “escuchado” los acontecimientos que les rodeaban mientras estaban clínicamente muertos.

 
Uno de estos últimos casos fue validado mediante la utilización de estímulos auditivos durante el paro cardíaco. Además, los recuerdos detallados de percepción visual que contaron los pacientes fueron consistentes, según verificaciones realizadas, con los eventos acaecidos en realidad. 

Un dato curioso que comenta el Dr. Parnia es que, en todos estos pacientes, la conciencia pareció darse durante un período de tres minutos tras la pérdida de latido del músculo cardíaco, a pesar de que se considera que el cerebro deja normalmente de funcionar tras 20 ó 30 segundos de haberse producido la parada cardíaca, y de que no se reactiva de nuevo hasta que el corazón se ha puesto otra vez en marcha. 

Datos sobre los pacientes que experimentaron ECM en base a la Escala Greyson

De los 440 pacientes que sobrevivieron al fallo cardíaco, después de realizarse las entrevistas, reveló que 46 pacientes recordaron algún tipo de experiencia; 22 relataron haber sentido sensación de paz; 7 afirmaron haber entrado en una realidad espiritual; 8 se encontraron con seres espirituales o presencias; y 3 con personas que habían fallecido. Lo más sorprendente fue que dos disfrutaron de completa conciencia, pudiendo ver y oír lo que sucedía alrededor, lo cual es teóricamente imposible porque su cerebro no estaba funcionando.

De estas dos personas, una no pudo continuar participando en la investigación debido a la gravedad de su enfermedad. La otra persona, de 57 años de edad, describió con precisión lo que ocurría a su alrededor desde un punto de vista situado en una de las esquinas del techo. Describió las personas, lo que hacían y los sonidos que se podían escuchar, como los pitidos de la máquina que lo monitorizaba y que precisamente mostraba su estado de ausencia de actividad bioeléctrica cerebral. Los apuntes médicos corroboraron sus descripciones, como el uso de un desfibrilador externo automático. Los investigadores han podido comprobar que el paciente pudo ver y oír durante tres minutos, a pesar de que estaba en plena parada cardíaca y su cerebro no estaba funcionando (deja de hacerlo en cuestión de segundos tras una parada del corazón).

Los autores escriben que este hecho resulta “intrigante” y apoya lo descubierto por otros estudios prospectivos en relación a la supervivencia de la conciencia, a pesar de que resulte clínicamente indetectable. Este tipo de conciencia sería diferente de la que se conserva durante la anestesia, pues en esta puede detectarse una actividad bioeléctrica cerebral a través de mediciones con el EEG. En el caso de la parada cardíaca, el electroencefalograma es plano y no llega sangre suficiente al cerebro para mantener sus requerimientos metabólicos. Tampoco podría explicarse la continuación de la conciencia por algún tipo de actividad cerebral profunda, dado que se da una pérdida de actividad desde el tallo cerebral. Sin embargo, los pacientes relataron una experiencia real e intensa con las características que la ciencia solo se atribuye a la corteza cerebral (electrocortical) que, insistimos, deja de funcionar.

El Dr. Sam Parnia y sus colaboradores consideran que la existencia de “conciencia visual” y “percepción verídica” durante un tiempo significativo tras la parada cardíaca han quedado probadas con el mencionado caso, a pesar de que no puedan explicarse con los actuales conocimientos científicos. 

La experiencia extracorpórea bajo la lupa de la ciencia oficial

Uno de los objetivos primordiales del estudio AWARE era comprobar científicamente la validez de las EECs de las experiencias cercanas a la muerte aplicando para ello unos dispositivos consistentes en marcadores objetivos o blancos visibles (etiquetas ubicadas en estanterías en las unidades de cuidados intensivos y críticos y en los quirófanos), sólo perceptibles desde el techo. Desafortunadamente, este estudio no arrojó resultados alentadores o favorables. Es más, ninguno de los que experimentaron el elemento EEC visualizó las muestras de control (etiquetas) de la cual era objeto de estudio. Estos resultados negativos fueron ampliamente discutidos por la comunidad científica. Las razones por las cuales ningún paciente que sobrevivió a paro cardíaco visualizó las muestras de control para lo cual se intentaba otorgar validez científica a las experiencias extracorpóreas (EECs) fueron las siguientes:

1. No se esperaba una tasa muy elevada de pacientes que, tras el fallo cardíaco, acabarían falleciendo. De hecho, de la muestra tomada, de los 2060 pacientes con crisis cardíacas, más del 60 % de los sujetos acabaron falleciendo, sin poder pasar ninguna de las entrevistas.

2. De los que sobrevivieron, una tasa muy reducida (9%) experimentó una ECM compatible con la Escala Greyson.

3. Solo un 2 % de los que experimentaron ECM en base a la Escala Greyson experimentaron una EEC.

4.. Hubo errores tácticos, metodológicos y protocolarios en el diseño del experimento. De hecho, las etiquetas fueron instaladas en zonas en donde hubo fuga de información, es decir, en zonas en donde no era viable que los sujetos que experimentaron la EEC pudieran visualizar las etiquetas, ya que estaban mal situadas.

Con todo esto, sería más que previsible que nadie de los que experimentaron una ECM con el componente EEC visualizara las muestras de control. Por lo tanto, no es que el fenómeno de la EEC no sea real o no tenga ninguna validez objetiva, que sí lo tiene realmente, como se ha informado de manera reiterada por los profesionales de la medicina y de la salud que se dedican al estudio de este tema, sino que hubo fallos en el diseño del estudio, en la metodología aplicada y los protocolos científicos a la hora de validar objetiva, empírica y científicamente las EECs. No se realizó con garantías dicho estudio, sino que hubo errores de bulto que conspiraron o incidieron de forma decisiva para que el proyecto no diera resultados alentadores.

Comunicado oficial del IANDS en relación a los resultados del estudio AWARE

La Dra. Janice Holden se pronunció en boca del IANDS, el máximo organismo oficial a nivel internacional en el estudio de las experiencias cercanas a la muerte, para dar sus impresiones personales respecto a los resultados de AWARE. Hizo una serie de disertaciones en varias conferencias mundiales para aclarar las razones por las cuales este megaestudio no llegó a buen puerto. Esgrimió las siguientes razones, de las cuales esgrimiré por mi parte algunas más:

El hecho de que nadie de los sujetos objeto de estudio fuese capaz de visualizar o identificar las etiquetas tras el fallo cardíaco puede deberse a una cuestión puramente deductiva o predecible: Cuando un paciente abandona durante la muerte clínica su cuerpo se produce un fuerte estado shock que hace que toda la atención del paciente esté totalmente focalizada en las maniobras de resucitación cardiopulmonar realizadas por los médicos en su propio cuerpo físico inerte temporalmente, de modo que la percepción de otro tipo de hechos, eventos u objetos carecerían de total relevancia. Más bien sería una percepción anecdótica. En este sentido, es comprensible que nadie se fije en un objeto inanimado (un florero, un reloj de pared, una estantería en el quirófano, etc.) de modo que no pudieron visualizar e identificar las etiquetas, sino que más bien toda la atención estaría únicamente focalizada en las maniobras de RCP en donde la vida del sujeto pendía de un hilo. Además, según el Dr. Sam Parnia, durante un paro cardíaco los circuitos de memoria quedan totalmente bloqueados, por lo que se pierde el recuerdo de las ECMs por lesiones cerebrales originados por el fallo orgánico o por la suministración de sedantes muy utilizados durante la reanimación. Además, muy probablemente, los sujetos han desarrollado una especie de memoria selectiva de hechos realmente impactantes y verdaderamente importantes para el propio sujeto, como presenciar los intentos desesperados de los sanitarios de reanimar su cuerpo físico tendido en la camilla del quirófano. Además, en las ECMs no siempre se produce visión de 360 grados, sino 180 grados, por lo cual es razonable que ninguno de los sujetos estudiados que sufrieron fallo cardíaco pudo visualizar las muestras de control (etiquetas). Además, debemos tener en cuenta que hubo errores tácticos en el diseño del experimento, como la colocación de etiquetas en lugares en donde hubo fuga de información, es decir, en lugares totalmente equivocados de los hospitales en donde el potencial EEC no podría ser evocado. Si tenemos en cuenta todos estos factores, además de que solo el 2 % de la muestra original objeto de control (unos 2060 pacientes sometidos a estudio) experimentó el componente EEC, hace que los resultados negativos estén más que servidos. Por lo tanto, teniendo en cuenta todos eses factores, es perfectamente comprensible, si somos sensatamente razonables, que ninguno de los sujetos sometidos a este importante estudio lograra visualizar, describir o identificar las etiquetas para lo cual se intentaba dar validez científica, objetiva y empírica de las experiencias extracorpóreas relatadas en las ECMs.

Algunas consideraciones científicas y epistemológicas a tener en cuenta para la validación científica de las EECs.

Debido a que los resultados del proyecto AWARE para la validación de las EECs no fueron satisfactorios y favorables, creo pertinente la implementación de nuevas técnicas científicas y metodológicas para validar objetiva y empíricamente dicho fenómeno. Creo que es necesario la inversión de más recursos, capital, más logística, más hospitales, más medios técnicos y humanos, tecnología más avanzada y acorde, más inversión de tiempo, al igual que una muestra más grande de pacientes objeto de estudio. Todo ese trabajo tiene que ser totalmente coordinado para garantizar que el proyecto llegue a buen puerto. En mi modesta opinión, creo que se alcanzarán resultados satisfactorios, fiables e inmediatos si se parte de la aplicación de la siguiente tecnología puesta a punto en zonas estratégicas de los hospitales:

1. Instalación de Unidades de Videograbación en las unidades de urgencias, cuidados críticos y quirófanos de los hospitales

2. Instalación de sonómetros

3. Instalación de Proyectores de Luz Holográfica Tridimensional Animada (3-D Holographic Animated Display Systems)

4. Aplicación de Sistemas de Luz Láser DMX proyectada en los quirófanos, UVIs o UCIs.

5. Instalación de Cámaras Kirlian

6. Instalación de Sistemas Informáticos o Tablets LCD que generen imágenes aleatorias al azar en los quirófanos.

7. Instalación de Cámaras Fotográficas con Disparador Remoto

8. Cámaras Cuánticas de Videograbación

9. Fotodetectores Cuánticos de Imagen Infrarroja HD (QWIP)

10. Etc.

Creo que la aplicación de todas o algunas de estas infraestructuras o técnicas, en mi opinión “infalibles”, en los hospitales sí que ofrecerían resultados satisfactorios a la hora de validar científica, objetiva y empíricamente la EEC, o lo que es lo mismo, la existencia del alma humana. Creo que esta tecnología sería acorde a la naturaleza de lo que se quiere probar e investigar. Sobre todo algo tan escurridizo como testear científicamente la existencia del alma, pero creo que con tiempo, infraestructuras, con apoyo gubernamental mediante inversión en I + D +i en este campo, con recursos, logística, medios humanos y tecnología punta apropiada se llegará en un futuro no muy lejano a buen puerto.

FUENTE CONSULTADA

 

 

 

 

 

 

 

 

Exploring Human Mind, Brain and Consciousness During Death: A Combined Prospective and Retrospective Study

SPORT (AUTHOR: LLISES FOREST)

Jesus Fraga | mayo 29, 2018 | 0

El Real Madrid C.F. conquista la décimotercera Copa de Europa ante el Liverpool en Kiev

 
El equipo de Zinedine Zidane logra la UEFA Champions League por tercera temporada consecutiva, sumando cuatro títulos continentales en los últimos cinco años.

El Real Madrid C.F. consiguió la gesta jamás lograda por una entidad deportiva al alzarse con el título más importante y prestigioso del mundo a nivel de clubes, la UEFA Champions League, por tercer año consecutivo, algo que no había conseguido nadie hasta el momento con el actual formato.

La final ante el Liverpool, del que ostenta 5 Copas de Europa (igualado con el F.C. Barcelona, Bayern de Múnich y solo superados por el Milán, con 7 antorchados) disputada en la ciudad ucraniana de Kiev terminó con 3-1 en el marcador. Los goles del conjunto merengue fueron a cargo del francés Karim Benzema y dos del galés Gareth Bale. El gol del Liverpool corrió a cargo de Sadio Mané.

En una final igualada y de máxima tensión, el Real Madrid sacó provecho de los errores garrafales de su contrincante. Los fallos el portero del Liverpool, Loris Karius, fueron determinantes para que el Madrid levantase de nuevo la codiciada Orejona por tercer año consecutivo.

El gol de Gareth Bale de chilena fue el ejemplo de la superioridad madridista, a través de un gol antológico que enseguida daría la vuelta al mundo, provocando la euforia y catarsis blanca entre todos los jugadores y los aficionados merengues.

El Real Madrid se plantó en la final en una trayectoria impecable de Champions, tras eliminar a equipos que partían con la vitola de favoritos, como el equipo francés del París Saint German (Campeón de la Liga Francesa), el equipo italiano de la Juventus de Turín (Campeón del Calcio) y el Bayern de Múnich (Campeón de la Bundelisga alemana).

Por enésima vez consecutiva, el Real Madrid hizo valer su condición de favorita logrando las 7 ultimas finales que disputó. Ante la Juventus de Turín (Final de Amsterdan) lograría su Séptima Copa de Europa tras 32 años de sequía madridista en Europa en el año 1998. Dos años después, en el 2000, lograría conquistar la Copa de Europa ante el Valencia (Final de París). En el 2002, levanta la Novena Copa de Europa ante el Bayern de Leverkusen (Final de Glasgow). La afamada Décima Copa de Europa la conquistó ante el Atlético de Madrid (Final de Lisboa) en el año 2014. Ante el mismo rival, el equipo colchonero del Atlético de Madrid, el conjunto madridista logra su Undécima Copa de Europa (Final de Milán) en el año 2016. Por primera en la historia de esta competición, Champions League, el Real Madrid reedita el mismo título ante la Juventus de Turín en el año 2017 (Final de Cardiff). La última en su palmarés es la de esta año ante el Liverpool logrando la hazaña de coronarse por tercer año consecutivo como Rey indiscutible de Europa ante el Liverpool. Habría que remontarse a la época del argentino Alfredo Di Stefano en donde este club logró 5 Copas de Europa en al antiguo formato. El idilio del Madrid en este competición quedó de nuevo más que refrendado.

En cuanto la final de Kiev, uno de lo factores clave del equipo de Zizú está en el ataque, concretamente en Cristiano Ronaldo. El crack portugués del Real Madrid ha sido el máximo artillero en esta competición esta temporada, el cual ha logrado un total de 15 goles. Además, Cristiano, acreedor de 5 Balones de Oro, ha sumado tres asistencias en la competición y disputado todos los minutos en litigio en dicha competición. Juntoto a Cristiano Ronaldo, habría que remarca la figura de Bale, que firmó un doblete en la final ante el Liverpool, siendo el primero de ello un golazo magistral de chilena.

El Real Madrid, la entidad deportiva más importante, prestigiosa y famosa del mundo, no sabe lo que es perder una final con Zidane al mando del banquillo. Un total de ocho finales ha conquistado el Real Madrid (entre Champions League, Supercopa de Europa y Mundial de Clubes) con el entrenador francés, que ha igualado a Bob Paisley como técnico con más títulos en un mismo equipo en la Champions. Además, Zidane es el único entrenador en el mundo en conseguir como técnico 3 títulos consecutivos de Copa de Europa, algo muy difícilmente igualable.

Este equipo de leyenda, el más laureado del mundo, alberga en su vitrinas ni más ni menos que 13 Copas de Europa (6 Copas de Europa del formato clásico y 7 Champions League en el formato moderno), 4 Supercopas de Europa, 2 Copas de la UEFA (antiguo formato), 3 Copas Intercontinentales y 3 Mundiales de Clubes, lo que convierte al Real Madrid en el club de fútbol con más títulos internacionales del mundo, con 25 títulos en su haber, muy por delante del equipo argentino del Boca Juniors y del club italiano A.C. Milán, ambos con 18 títulos internacionales. Además, este año puede aumentar la marca si conquista de nuevo la Supercopa de Europa en agosto y el Mundial de Clubes en diciembre de este mismo año.

La leyenda blanca sigue afianzando su gloriosa e envidiable historia. Sin duda, la seña de identidad de este club ganador que tiene el mejor palmarés futbolístico del mundo y mayor número de aficionados en todo el mundo.

Solo puedo concluir felicitando a los Campeones de Europa.

¡Hala Madrid!

NEUROPSYCHOLOGY & SPIRITUALITY

Jesus Fraga | mayo 2, 2018 | 0

LOS ESTADOS ALTERADOS DE CONSCIENCIA


STANLEY KRIPPNER

En términos generales, un estado alterado de consciencia puede definirse como un estado mental que puede ser reconocido subjetivamente por un individuo, o por un observador, como un estado diferente del estado normal del sujeto, ya sea por variaciones psicológicas o del estado de alerta propio de la vigilia. Es posible detectar los siguientes estados diferentes:

1.- El estado de consciencia “normal”: Es el estado de vigilia cotidiana caracterizado por la lógica, la racionalidad, la ley de causa y efecto, la intencionalidad y el sentimiento de que uno controla su propia actividad mental. El individuo es consciente de sí mismo en tanto que unidad experimental.

2.- El estado de sueño: Puede identificarse con el electroencefalograma. Presenta períodos de movimientos rápidos de los ojos y ausencia de ondas cerebrales lentas. Este estado se produce repetidamente durante la noche como parte del ciclo soñar-dormir.

3.- El estado de dormido: Igualmente puede identificarse con el electroencefalograma. Hay ausencia de movimientos rápidos de los ojos y aparición gradual de ondas cerebrales lentas. Cuando se despierta a alguien de este estado, lo que diga será muy diferente de lo que diría al ser despertado de un estado de sueño.

4.- El estado hipnagógico: Transcurre entre el estado de despierto y el sueño, al comienzo del ciclo dormir-soñar. Generalmente se caracteriza por una imaginería visual y algunas veces auditiva. Se diferencia de las formas de actividad mental que se dan durante el dormir y el soñar.

5.- El estado hipnopómpico: Tiene lugar entre el estado dormido y el despertar, al final del ciclo dormir-soñar. Puede existir imaginería visual y auditiva, parecida al estado anterior. Se supone que las intuiciones más valiosas nos llegan en ese estado.

6.- El estado hiperalerta: Se distingue por una vigilancia acrecentada y prolongada mientras se está despierto. Se puede inducir por medio de drogas que estimulan el cerebro (típico de los estudiantes que preparan exámenes), por medio de actividades que precisan una concentración intensa, como serían los deportes arriesgados (montañismo, carreras de autos, salto con paracaídas, etc), o en operaciones militares peligrosas.

7.- El estado letárgico: Presenta una actividad mental aburrida y perezosa. Se puede producir por fatiga, falta de sueño, deshidratación, desnutrición, baja de presión o de azúcar en la sangre, por drogas que disminuyen la actividad cerebral. También se origina por estados de ánimo depresivos.

8.- El estado de rapto: Se caracteriza por un sentimiento intenso y una gran emoción evaluada subjetivamente como estimulante y positiva. Se puede provocar mediante la excitación sexual; danzas frenéticas; rituales de orgía, como el vuduísmo; rituales iniciáticos, como el de la pubertad en tribus primitivas; en actividades religiosas , como el “don de lenguas”, y por medio de ciertas drogas alucinógenas.

9.- El estado de histeria: Es producido por una emoción intensa evaluada subjetivamente como negativa y destructora. Puede ser originado por el pánico, la furia, el terror, el miedo a potencias demoníacas – temor de ser embrujado o poseído- por la actividad violenta de multitudes, como el linchamiento, la persecuciones frenéticas; por ansiedad psiconeurótica o por ciertas drogas.

10.- Estados de fragmentación: Hay una falta de integración entre segmentos importantes de la personalidad. Se habla entonces de psicosis, psiconeurosis, personalidad disgregada, disociación, personalidad múltiple, amnesia (sea esta parcial o del pasado total). Puede tratarse de trastornos temporales o de larga duración, provocados por ciertas drogas, traumas físicos o cerebrales, depresión endógena, algunos tipos de esquizofrenia, manipulación experimental (privación de sueño, hipnosis).

11.- Estados regresivos: Presentan una conducta inapropiada respecto a la edad cronológica del individuo y de su psicología habitual. Puede tratarse de estados temporales inducidos por drogas, hipnosis, Dianética – en la que se le pide al sujeto que “retroceda en el riel del tiempo” – o estados de larga duración como ocurriría con un sujeto que sufra de alguno de los varios tipos de demencia senil.

12.- Estados meditativos: Se caracterizan por una actividad mental mínima, ausencia de imaginería visual y presencia de ondas alfa continuas en el electroencefalograma. Pueden originarse por ausencia de estímulos externos, como la flotación en un tanque de agua, o por técnicas meditativas en el yoga o el budismo.

13.- Estados de trance: Hay ausencia de ondas alfa continuas en el electroencefalograma; hipersugestionabilidad, pero no pasividad; vigilancia y concentración de la atención en un estímulo único sin responder a otros, haciendo posible las sugestiones posthipnóticas. Estos estados pueden provocarse mediante la voz de un hipnotizador, por escuchar los latidos del propio corazón, cánticos, observación prolongada de un objeto en movimiento (metrónomo, estroboscopio), por rituales monotemáticos, prácticas mediumnísticas o chamánicas, ciertas danzas tribales, por una tortura continuada, el ritmo de una canción de cuna, cierta clase de música, la voz monocorde de un orador, etc. También puede ocurrir por el desempeño de algunas tareas demasiado monótonas, como manejar un trineo a través de la nieve por varias horas, observar una pantalla de radar, fijar la atención en la línea blanca de una autopista mientras se conduce.

14.- El estado de ensoñación: Aparecen movimientos rápidos de los ojos en el electroencefalograma, puede acompañar al estado de trance. Por lo general, lo provoca experimentalmente un hipnotizador que sugestiona al sujeto para producirle el equivalente de un sueño.

15.- El estado de soñar despierto: Se producen pensamientos que se suceden rápidamente y que no tienen relación con el ambiente exterior. Puede ocurrir con ojos abiertos o cerrados. Con ojos cerrados pueden aparecer imágenes visuales acompañadas de movimientos rápidos de los globos oculares. Este estado puede ser originado por el aburrimiento, la soledad, la privación sensorial, el insomnio, las necesidades psicodinámicas, o períodos de fantasía que se presenten espontáneamente.

16.- Estado de examen interior: Es cuando hay percepción interna de las sensaciones corporales en los órganos, tejidos, músculos, etc. La consciencia sigue estando presente, pero a un nivel no reflexivo si es que no hay de parte del individuo un esfuerzo determinado para esa percepción, o si las sensaciones corporales no se encuentran intensificadas por el dolor, el hambre, etc.

17.- Estado de estupor: Hay una capacidad suspendida o muy reducida de percibir los estímulos. Es posible la actividad motora, pero su eficiencia está muy reducida; se puede utilizar el lenguaje de manera limitada y, a menudo, lo que se diga es carente de significado. Puede ser provocado por ciertos tipos de psicosis, por compuestos de opio o por dosis excesivas de alcohol.

18.- Estado de coma: Hay incapacidad total de percibir estímulos. Muy poca o ninguna actividad motora, sin utilización del lenguaje. Puede ser provocado por un estado agónico, agentes tóxicos, ataques epilépticos, traumas del cerebro, hipoglicemia, deficiencias glandulares.

19.- Estado de repaso de la memoria almacenada: Una experiencia pasada no se puede recordar sólo por la consciencia reflexiva de la persona. Sin embargo, los restos de los acontecimientos pasados (engramas) siempre existen en algún nivel de profundidad inconsciente. Pueden evocarse mediante el estímulo químico o eléctrico de la corteza cerebral, por hipnosis, por asociación libre en un tratamiento psicoanalítico o, aun, pueden surgir espontáneamente.

20.- Estados de consciencia expandida: Se presentan con un umbral sensorial reducido y un abandono de las maneras habituales de percepción externa e interna. Pueden producirse espontáneamente o ser provocados por hipnosis o sobreestímulos sensoriales. Frecuentemente, son el resultado del uso experimental de drogas y plantas psicodélicas. En este caso, se presentan estados progresivos en cuatro niveles diferentes:

a) A nivel sensorial, aparecen alteraciones de espacio, tiempo e imagen del propio cuerpo.

b) A nivel recolectivo-analítico, las nuevas ideas y pensamientos emergen relacionándose con la psicodinámica o concepción del mundo y del papel que desempeña el sujeto dentro de él.

c) A nivel simbólico, se presenta una identificación con los personajes históricos o legendarios, o con símbolos míticos y arquetípicos.

d) A nivel integral, al que llegan relativamente pocos individuos, existe una experiencia mística de la presencia de Dios (o del Yo Superior) o en la que el individuo tiene la impresión subjetiva de estarse disolviendo en un campo de energía a nivel universal: satori, samadhi, consciencia cósmica, unidad oceánica, experiencia-cumbre.

21.- Estado de liberación: Es el estado menos familiar en la sociedad occidental moderna y el más difícil de describir. Se le llama también “estado de despierto”. A Gautama Sidharta, el líder religioso que se considera como paradigma del estado de liberación, se le llama Buda, que significa “el despierto”. Esto quiere decir que la consciencia iluminada del Buda excedía la consciencia del hombre ordinario tal como el estado despierto excede en claridad e integridad al estado dormido. El hombre en estado de vigilia considera confusos y fragmentarios sus sueños, igual como lo hace el hombre liberado con su vida anterior.

Resulta difícil describir el contenido del estado de liberación. Incluso los místicos que afirman haberlo experimentado, raramente aseguran haber llegado a él por su propia voluntad o esfuerzo deliberado. En lo único en que todos concuerdan es en su naturaleza inefable: la imposibilidad de traducirlo en palabras. El estado de liberación no tiene comparación con la dimensiones de la vida ordinaria y no puede ser descrito sin distorsionarlo, Es el Gran Vacío, la Nada Divina, el Ser Incondicionado. Aldous HaxIey lo llamó “la mente en toda su amplitud en la que se resuelven todas las contradiciones”. Lao-tse lo llamó “Tao”, Camino; es decir, la ruta que es su propio destino en lugar de ser el medio que lleva a algún otro destino.

El elemento común a todas las descripciones parece ser la idea de “flujo”. En estado de liberación, el intelecto despierto ya no intenta fraccionar la realidad cortándola en segmentos o solidificándola en una entidad. En lugar de ello, fluye con el proceso cósmico del que forma parte.

La noción de fluidez sugiere otra imagen para describir el estado de liberación. Es la de una sensación de hundimiento placentero en un algo misterioso parecido a la mente, sin sufrir las limitaciones espacio-temporales de la consciencia individual ordinaria. En la India ha sido corriente durante siglos describir el estado de liberación en términos de fusión. Atman, el alma individual, es descrita como liberada del inacabable ciclo de renacimientos mediante su reabsorción dentro de Brahman “como una gota de lluvia en el océano”. Aunque dejan en claro que no es que la gota desaparezca en el océano, sino que el océano entra en la gota ampliándola al infinito.

La difusión del uso de las drogas plantea inevitablemente la pregunta de hasta qué punto algunos o todos de los estados de consciencia de los que hemos hablado pueden ser provocados bioquímicamente. La respuesta es que casi todos ellos: por ejemplo, el estado hiperalerta con anfetaminas, el estado dormido con barbitúricos, el estado de sueño con derivados del opio, el estado de trance con pentotal sódico y el estado de consciencia expandida mediante compuestos que van desde la mezcalina hasta el ácido lisérgico. Sin embargo, ninguno de estos estados se produce solamente por la ingestión de drogas. Para la mayoría de las personas, en la generalidad de los casos, estos distintos tipos de consciencia han sido alcanzados sin el uso de drogas, como resultados de estímulos ambientales o internos.


EL ESTADO MÍSTICO DE LA EXPANSIÓN DE LA CONSCIENCIA

JESUS FRAGA CID

La experiencia mística es un estado especial y alterado de la consciencia en donde el alma humana, la parte evanescente que trasciende el cuerpo, conecta con la parte sagrada del universo, con la divinidad, con el Todo.

El misticismo es una concepción idealista-religiosa. A través de la mística se accede a las respuestas a los misterios del mundo a través de la revelación. Es una experiencia profundamente socrática. Hubo muchos pensadores y filósofos idealistas, desde la Antigüedad hasta la Era Contemporánea, que han influido en cómo entender el misticismo desde diferentes vertientes:

1.Platónica

2. Socrática

3. Órfica

4.Pitagórica

5. Neotomista

6.Confucionista

7. Taoísta

8. Budista

9.Personalista

10. Existencialista

La mayoría de las religiones se basan en la fe revelada a través de la mística, lo cual ha permitido configurar una “arquitectura” o sistema dogmático, de preceptos, de verdades reveladas por la fe, de valores e ideales que inspiran y guían a la vida humana, etc. Por lo tanto, el misticismo está muy ligado a la experiencia religiosa (“religare”: volver a su origen natural). Por lo tanto, la máxima aspiración ideal, moral y espiritual es reencontrarse con la divinidad (Alfa: Creación Vs. Omega: Dios).

Los estados místicos de expansión y liberación de la consciencia pueden ser inducidos de manera artificial o en circunstancias ajenas a la propia voluntad del sujeto. Existen técnicas para poder llegar a un estado extático de la consciencia mística. Son los siguientes:

  1. Privación sensorial

  2. Consumo de psicodélicos

  3. Hipnosis regresiva profunda

  4. Respiración holotrópica

  5. Electroestimulación transcraneal con campos magnéticos

  6. Aceleración con fuerzas “G” centrífuga

  7. Meditación profunda  

8. Sincronización de ambos hemisferios del cerebro

     9. Experiencias Cercanas a la Muerte (ECMs)

 

 

Características de la experiencia mística unificadora

1. Teleportación cuántica de la consciencia más allá de los límites impuestos por el cuerpo y por marco cartesiano espacio-tiempo.

2. Disgregación y disolución del ego

3. Transcendencia metafísica de la consciencia a la materia orgánica (cuerpo humano)

4. Acceso a otras conciencias (conectan con las almas de los difuntos)

4. Estado de omnisciencia: se conoce la verdadera naturaleza de las cosas, conocimiento de las respuestas a cuestiones teológicas, filosóficas, axiológicas, metafísicas, existenciales o espirituales.

5. Unión con el Todo: se experimenta la sensación de estar interconectado con todo, con la totalidad de las consciencias, con todo el universo, con la naturaleza de los seres vivos, con la divinidad (sensación de unidad cósmica o unión con un principio divino o superior). Fusionización con la Divinidad, la Mente Universal, con el Todo, con la Nada Divina (vacuidad) o con el Vacío Supracósmico o Metacósmico

6. Se experimenta la liberación del alma a cualquier tipo de condicionamiento: enfermedad, decrepitud y muerte. Se accede a una fuente mística curativa universal y al elixir sobrenatural de la eterna juventud.

7. La consciencia toma consciencia de su naturaleza psicodinámica, su interconectividad con toda la realidad multidimensional, sin limitaciones de ningún tipo, comprende su naturaleza como parte del tejido cósmico, y descubre que es un campo de energía-consciencia cósmica que es la esencia primordial en la que se halla su núcleo divino, eterno e inmortal.

8. Se disgrega todo rastro de dualismo mental al fraccionar la realidad con sus polos opuestos (materia Vs. espíritu; Ying Vs. Yang; materialismo Vs. divinidad; oscuridad Vs. luz; mortalidad Vs. inmortalidad; finitud Vs. eternidad; inmutación Vs. transmutación; el ser Vs. la nada)…

9. Despertar espiritual: conocimiento de nuestra misión en la vida, entender todas las claves secretas u ocultas sobre el universo y el propósito de la vida. En este sentido, el sujeto iluminado entra en un estado de aprehensión en la cual descubre que estamos inmersos en un ciclo eterno de evolución espiritual a través de diferentes planos de existencia o frecuencias vibratorias de la realidad.

10.Trasmutación de la personalidad: las personas que han alcanzado el estado de iluminación a través de una experiencia mística sufren una transformación personal profunda, a todos los niveles (físico, psíquico, intelectual y espiritual) en la que destacan los siguientes:

1.Equilibrio emocional

2. Madurez Espritual

3. Autoconocimiento

4. Autoconfianza

5. Despestar de consciencia

6. Visión positiva de sí mismo y de los demás

7. Conocimiento de nuestra misión en la vida

8. Aprendizaje y evolución espiritual

9. Desarrollo y superación personal

10. Sensibilidad psíquica o desarrollo de facultaldes PSI paranormales (ESP Phenomena).

NEUROSCIENCE & SPIRITUALITY (AUTHOR: LLISES FOREST)

Jesus Fraga | abril 18, 2018 | 0

EL CASO DE PAM REYNOLDS: SACUDIENDO LOS CIMIENTOS DE LA NEUROCIENCIA OFICIAL MODERNA

(LA PRUEBA CIENTÍFICA DE LA EXISTENCIA DEL ALMA HUMANA)

-ACTUALIZADO-

PRELIMINARY INFORMATION

La experiencia durante la muerte clínica de Pam Reynolds ha sido uno de los casos más conocidos, intrigantes, ampliamente difundidos y profundamente evaluados desde una perspectiva puramente científico-médica en toda la historia documentada de las experiencias cercanas a la muerte. Su ECM podría ser una más de las miles de experiencias de este estilo que se han relatado a lo largo de los últimos decenios, pero el hecho remarcable de que ella sufrió una ECM durante una fase de su operación neuroquirúrgica en la cual estuvo bajo todo los criterios de la ciencia y medicina oficial clínicamente muerta, y el hecho de que ella se sometió a una estrictas condiciones de control extremadamente diseñadas, propias de un experimento de laboratorio, mediante la monitorización de todas sus funciones vitales a través de máquinas y sensores, no dejan margen alguno para la duda razonable para creer que, en efecto, la consciencia continúa despierta después de la muerte física. Pam participó en un programa de estudio de las ECMs llevado a cabo por la Universidad de Atlanta (Georgia, EE.UU.), dirigido por el doctor en medicina y cardiología, Michael Sabom. Su “operación de pausa” (standstill operation), apodada así por el personal sanitario que la operó, dio la vuelta al mundo, conmocionando a la comunidad científica y médica internacional. A pesar de que la ciencia ortodoxa había planteado una serie de hipótesis explicativas de orden natural (farmacológicas, fisiológicas, neurológicas, psicológicas, psicoanalíticas o epigenéticas) al origen y contenido de las ECMs, en el siguiente caso que nos ocupa, así como otros casos realmente “sangrantes” de ECMs (véanse los casos de este tipo de George Rodonaia, Paul Eicke y Mellen Thomas Benedict), echan por tierra tales pretensiones especulativas materialistas desde la cosmovisión de la ciencia, la medicina y la biología oficial. Sin duda, este caso supone un desafío formidable y un golpe mortal a todas las teorías científicas, médicas, psicológicas y biológicas actuales. Todos los medios de comunicación, en especial la prensa digital, presentaron en sociedad este caso como la prueba científica determinante de la existencia del alma humana. Creo que a tenor de lo que voy a exponer a continuación, esta creencia no está mal desencaminada. En todo caso, este caso plantea una revisión urgente del actual paradigma materialista de la neurociencia y la medicina oficial basado en el fisicalismo y reduccionismo materialista. Sin duda, sería necesario reescribir la historia de todos los manuales de neurociencia, medicina y biología vigentes en el mundo científico y académico oficial actual. Este sería el caso.


OBJECTIVE

Este es una análisis detallado médico-científico y periodístico sobre el caso de Pam Reynolds, una paciente que fue operada de urgencia para extirparle un aneurisma cerebral ubicado en la base del tronco encefálico. Haré una descripción general del caso, analizaré los aspectos de su ECM en base la Escala Greyson y analizaré los detalles técnicos de su operación, de su muerte clínica y presentaré la hipótesis científicas explicativas a este caso.


INTRODUCTION

El eminente psiquiatra Bruce Greyson (Universidad de Virginia, EE.UU.) fue el pionero de abordar el fenómeno de la experiencia cercana a la muerte (ECM) de un modo científico, sistemático y objetivo. Para ello utilizó un criterio científico de demarcación a nivel mundial para que los profesionales del mundo científico y sanitario reconocieran que estaban estudiando el mismo fenómeno: la experiencia cercana a la muerte. El Dr. Greyson analizó de forma metódica y rigurosa cada uno de los aspectos, fases y características relacionadas con las experiencias cercanas a la muerte (ECMs). La escala ECM en base a los estudios de Bruce Greyson engloba varios aspectos relevantes y pautados sobre las ECMs. Son los siguientes:

1.Aspecto cognitivo

Este aspecto de las ECMs comprenden el sentido alterado del tiempo y del espacio (realidad atemporal y alocal), la aceleración y la claridad del proceso de pensamiento, la revisión panorámica de la vida y la comprensión instantánea de los hechos.

2.Aspecto afectivo:

En este apartado se encuentra la sensación de paz absoluta y pura (nirvana), sentirse invadido por una luz, la sensación inefable de felicidad y gozo, y, finalmente, la sensación de unidad cósmica o de unión con un principio divino o superior.

3.Aspecto paranormal o parapsicológico

En este punto encontramos la fase extracorpórea de la ECM, la agudización de los sentidos (hiperrealidad y percepción ultrasensorial de los hechos acontecidos fuera del cuerpo), la percepción extrasensorial y la percepción de eventos futuros (flash forward).

4.Aspecto trascendental, espiritual o místico-escatológico

En este apartado encontramos la percepción de la existencia de otro mundo o dimensión, el encuentro con otros seres (generalmente son los parientes y amigos fallecidos), el encuentro con seres místicos y, finalmente, la llegada a un punto de no retorno.


ABSTRACT / NDE`S DESCRIPTION

Pam Reynolds (1956 – 2010) era una prestigiosa cantante y compositora norteamericana de 35 años de edad, además de ocupada madre trabajadora. En el año 1991 se puso muy enferma. Empezó a sufrir fuertes mareos y a perder el habla. También empezó a tener problemas de movilidad. Acudió a su médico de cabecera y éste le aconsejó que se hiciera un Tac Cerebral (Tomografía Axial Computorizada). El Tac reveló que sufría un grave, profundo y complejo aneurisma en una arteria basilar del cerebro. Fue a un neurólogo que le dio pocas o casi ninguna esperanza de vida. Debido a la gravedad de su estado fue trasladada de urgencia en ambulancia desde Atlanta (Georgia, EE.UU.) al Instituto Neurológico Barrow, en Phoenix (Arizona, EE.UU.). Allí se puso en manos de un equipo médico especializado, dirigido por el Dr. Robert Spetzler, un neurocirujano de prestigio mundial, para tratar su enfermedad. Su aneurisma estaba justamente situado en la base del tronco encefálico, por lo que tenían que evitar cualquier tipo de hemorragia a la hora de extirpar el aneurisma. Dada la extrema gravedad de su diagnóstico, por el tamaño y posición del aneurisma, el equipo médico no pudo realizar una operación quirúrgica estándar, sino que los médicos se vieron obligados a realizar una operación neuroquirúrgica novedosa de tipo experimental conocida como paro cardíaco hipotérmico con circulación extracorpórea. ¿En qué consistió su operación? A la paciente se le aplicó antes de entrar en el quirófano anestesia general. Una vez tumbada en la camilla y completamente dormida (TÉCNICAMENTE INCONSCIENTE), rebajaron la temperatura corporal de 37 a 15 grados centígrados (TÉCNICAMENTE HIBERNADA), se le provocó de manera artificial una parada cardiaca (ECG plano), su función pulmonar, respiratoria o ventilatoria se detuvo por completo, las ondas cerebro-corticales quedaron planas (EEG plano) y su cabeza fue vaciada de sangre (perfusión cerebral). La sangre de su cuerpo fue enfriada y drenada temporalmente hacia una máquina de circulación extracorpórea. (Gracias a esta técnica, conocido como Paro Cardíaco Hipodérmico, las probabilidades de éxito a la hora extirpar mediante la fase de Hibernación el aneurisma aumentarían considerablemente, ralentizando cualquier tipo de daño orgánico postneuroquirúrgico, al mantener bajo mínimos todos sus mecanismos biológicos metabólicos). Además, los ojos de la paciente fueron sellados con cinta adhesiva lubricada para evitar que se despegara (TÉCNICAMENTE NO PODÍA VISUALIZAR NADA). Los oídos fueron entaponados con unos aparatos o dispositivos (altavoces diminutos que emitían de manera secuencial unos pitidos fuertes equivalentes a 100 julios de descarga de tal forma que, al producir esa serie de clics, activaban el nervio auditivo en su bulbo raquídeo y la actividad en la corteza). Estos dispositivos servirán para comprobar la ausencia de actividad metabólica desde el tronco encefálico o tallo cerebral, la zona del cerebro responsable de todas las funciones vitales corporales y cerebrales. (TÉCNICAMENTE NO PODÍA ESCUCHAR NADA). La “operación de pausa” duró 7 horas, estando al menos muerta clínicamente durante una hora. Tanto el neurocirujano que la operó, Robert Spetzler, como los cirujanos cardiovasculares, hicieron todo lo que estaba en sus manos para que garantizar que la paciente pudiera sobrevivir felizmente después de la operación. Los apuntes médicos corroboraron que la paciente estuvo OBJETIVA Y TÉCNICAMENTE MUERTA durante más de una hora en base a todos los aparatos que monitorizaron la función vital de la paciente. De hecho, se comprobó científicamente que la actividad del tronco encefálico fue nula con el fin de garantizar con toda la ciencia en sus manos que no hubiese ningún tipo de actividad metabólica neuronal. Por lo tanto, si alguien quisiera hacer un experimento de laboratorio en el cual se llevara a una persona lo más cerca posible de la muerte y traerla de vuelta para averiguar sus recuerdos, el caso de Pam Reynolds constituye un caso paradigmático en este sentido.

En el curso de su operación, escucha un sonido muy desagradable que procedía de la cabeza. Cronológicamente, esto se corresponde con el momento en que los neurocirujanos comienzan a taladrar la bóveda de su cráneo. En ese momento experimenta una experiencia de abandono de su cuerpo. Es capaz de visualizar una serie de brocas que estaban guardados en un estuche, al igual que observa la sierra que utilizaron los médicos a la hora de abrir su cráneo y la describió como si fuera el mango de un cepillo de dientes eléctrico. (Nota: el material quirúrgico fue debidamente ocultado en un estuche con el fin de mantener el ambiente esterilizado y para garantizar que la paciente estuviese complementa dormida). Pam Reynolds es capaz de oír las conversaciones entre los cirujanos cardiovasculares durante una fase de la operación (es capaz de oír como los cirujanos cardiovasculares dicen que sus arterias y venas son demasiado finas y estrechas a la hora de desviar la sangre desde la arteria femoral a la máquina de circulación extracorpórea). Es también capaz de escuchar las canciones del hilo musical (escucha la canción “Hotel California” del grupo The Eagles). En una fase de su operación siente una presencia. Se gira y observa un largo túnel de luz. Lo atraviesa como si una fuerza magnética la atrajera hacia ese punto de luz al final del túnel. Cuando rebasa la luz, afirma que observa mucha gente que conocía (personas que ya habían fallecido), así como a mucha otra gente que no conocía. En ese punto se encuentra con su abuela y tío fallecidos en el cielo y mantienen una conversación de forma telepática. Ella se sentía eufórica. Ella se preguntaba si la luz era Dios y la respuesta fue que no lo era, sino que era el “aliento” que emanaba de Dios. A ella le embargaba una inefable sensación de amor, paz y felicidad. En un momento de su experiencia, su tío fallecido le hace entrever que no es su momento de partir, sino que tiene que volver a su cuerpo. Contempla la escena de su cuerpo en la camilla del quirófano y se asusta. Ella se resiste en volver a la vida física, hasta que su tío la empuja y se mete en su cuerpo, sintiendo como si fuera meterse de golpe en una piscina. Volvió a la vida, y sintió una fuerte sacudida en todo su cuerpo físico (antes de volver a la vida, la operación Pam se complicó al final al entrar fibrilación ventricular, pudiendo provocar la muerte biológica de la paciente, aunque los médicos lograron corregir esta disfunción al activar mecánicamente una de sus arterias). Cronológicamente, la fase escatológica (el túnel, la luz, el cielo, su abuela y tío fallecido) de su experiencia se corresponde con una fase de la operación en la cual estaba CLÍNICAMENTE MUERTA (Tanto durante la fase paranormal –experiencia extracorpórea- como en la fase místico-escatológica –la visión del cielo- se corresponden en una fase de la operación en donde teóricamente es IMPOSIBLE E INCONCEBIBLE tener experiencias o recuerdos de cualquier tipo, ya que el cerebro estuvo, bajo todos los criterios de la ciencia y tecnología médica, “muerto”). Sin embargo, tuvo consciencia durante ese estado, lo que refuta de manera decisiva la cosmovisión materialista y reduccionista de que la consciencia es simplemente un epifenómeno del cerebro, planteando un modelo neurocientífico de corte dualista (el cerebro como simple receptor, no como creador, de la consciencia), por lo que la mente consciente sobreviviría a la muerte física.

El cardiólogo norteamericano Michael Sabom recogió su testimonio en un libro titulado “Light and Death: One Doctor’s Fascinating Account of Near-Death Experiences”. El doctor Sabom afirma que la ECM de Pam Reynolds es sumamente importante porque ella experimentó una ECM mientras estaba siendo sometida durante su operación a unas condiciones de control extremadamente diseñadas con el objetivo de poder comprobar con toda la tecnología punta las funciones vitales de la paciente. El hecho de que experimentara una ECM durante la “muerte” cerebral constituye una prueba irrefutable y determinante para concluir que existe vida más allá de la muerte, sobre todo si tenemos en cuenta que todas sus descripciones acerca de lo que ocurrió en el quirófano fueron corroboradas por los propios médicos involucrados en su caso (descripción exacta del material quirúrgico utilizado, los comentarios “textuales” entre los cirujanos cardiovasculares mientras estaba siendo operada bajo anestesia general, su atuendo, la apreciación exacta de las canciones del hilo musical y de las maniobras de su posterior resucitación cardiopulmonar, etc.). No hay razón para creer en lo contrario si somos sensatamente honestos y cabales, aunque pueda parecer completamente disparatado. Este caso se ha presentado como la prueba científica de la existencia del alma a través de todos los medios. Creo sin temor a equivocarme que no le falta razón al Dr. Sabom cuando dice: “¿Puede la experiencia cercana a la muerte desencadenar un distanciamiento transitorio entre la mente y el cerebro? Creo que la experiencia fuera del cuerpo es la mejor explicación de todas en base a todos los datos científicos disponibles”.


N.D.E.´S ETHIOLOGY

Pam Reynolds sufre muerte clínica durante su operación de pausa para extirpar un aneurisma en una arteria basilar del cerebro. Durante la hora que duró su muerte clínica, experimentó una ECM. Su operación fue filmada y documentada para un estudio sobre ECMs llevado a cabo por la Universidad de Atlanta (Georgia, EE.UU.).


CLINICAL ASPECTS

La operación de pausa (paro cardíaco hipodérmico) de Pam Reynolds tiene una serie de aspectos tremendamente relevantes que es menester mencionar. Son los siguientes:

 

1. Anestesia general / Fase: antes de la cirugía

2. Parada cardíaca, cardiovascular o cardiocirculatoria (ECG plano) / Fase: antes y durante de la cirugía

3. Parada cardiopulmonar, ventilatoria o respiratoria / Fase: antes y durante de la cirugía

4. Parada cerebro-cortical, ondas cerebrales planas, ausencia de reflejo del tallo encefálico o del hipotálamo (EEG plano) / Fase: astes y durante la cirugía

5. Ausencia de flujo o tensión arterial / Fase: durante la cirugía

6. Ausencia de sangre en el cerebro (perfusión cerebral) / Fase: durante la cirugía

7. Disminución drástica de actividad biotérmica corporal o dismunición de la temperatura de todo su organismo (hipotermia severa) / Fase: durante la cirugía

8. Ojos sellados con cinta adhesiva lubricada (párpados precintados) / Fase: antes y durante la cirugía.

9. Auriculares conectados a su orejas para comprobar la ausencia de actividad metabólica residual cerebral (orejas precintadas) / Fase: Antes y durante la cirugía

10. Procedimiento de RCP y calentamiento del cuerpo en la fase postoperatoria / Fase: después de la cirugía de extracción de su aneurisma.


PROCEDURE

Elementos de la ECM de Pam Reynolds compatibles con el criterio “ECM en base a la Escala Greyson”.

1.Aspecto cognitivo: percepción visual y auditiva más nítida y enfocada de lo normal en su fase extracorpórea, lucidez mental, estado de alerta, hiperrealidad, etc.

2.Aspecto emotivo-afectivo: relata al rebasar la luz sentimientos de paz, placidez y felicidad inefables. Sentimiento de unidad dual. Sentimiento de que todas las almas están entrelazadas e interconectadas (afirma en su episodio en el más allá que observó a mucha gente que no conocía en el cielo pero, que de algún modo, tenía algún tipo de vinculación con ellas). Sentimiento de fusión con la divinidad.

3.Aspecto paranormal o parapsicológico: experiencia extracorpórea en donde visualiza desde una posición cenital en el quirófano al personal sanitario operando su cuerpo en una fase de la operación en donde técnica, objetiva y científicamente estaba muerta. (disfunción biológica absoluta).

4.Aspecto trascendental, espiritual o místico-esctalógico: atraviesa un túnel de luz en donde encuentra al final en un lugar lleno de personas que no conocía, así como a personas que ella conocía que ya habían fallecido, entre ellas su difunta abuela y tío en un lugar idílico repleto de luz.


HYPOTHETICAL EXPLANATIONS

Algunos escépticos se han aventurado a plantear algún tipo de explicación científica natural al mencionado caso de Pam Reynolds. Si bien es cierto que dichas explicaciones no han sido falseadas ni pueden explicar de manera satisfactoria y de manera racional dicho caso, pues todos los expertos en medicina y neurociencia están de acuerdo que se trata de un caso realmente excepcional en donde prácticamente este mujer experimentó una ECM cuando todos los parámetros médicos y clínicos estuvieron bajo un estricto control, por lo que resultaría muy difícil de plantear cualquier tipo de hipótesis explicativa desde el paradigma materialista y reducionista de la ciencia neopositivista. Los pocos que lo hicieron simplemente ha presentado un serie de especulaciones de tipo pseudocientífico materialmente imposibles de demostrar y verificar.

Las dos hipótesis explicativas que se han presentado a este extraordinario caso son las siguientes:

1. PERCEPCEPCIÓN INTRAOPERATORIA

2. ECM PREVIA O POSTERIOR A LA MUERTE CLÍNICA


HIPÓTESIS I

1. PERCEPCIÓN INTRAOPERATORIA

Una de las explicaciones que los escépticos esgrimen para explicar la ECM de Pam Reynolds es que tuvo algún tipo de percepción sensorial durante la fase de su operación de pausa (percepción intraoperatoria) debido a un déficit de anestesia general.

Para ello es menester informar que se ha documentado en la historia de la medicina que alrededor de 1 persona de cada 1.000 que es sometida a una operación quirúrgica tiene algún tipo de consciencia durante dicha fase de la operación a causa de un déficit sedación con anestésicos. Esto puede permitir que las personas puedan elaborar una “reconstrucción mental de hechos” a través de estímulos externos o internos sensoriales de lo que realmente ocurrió en el quirófano. Esto explicaría aparentemente las observaciones y descripciones realizadas por Pam durante la fase de su cirugía.

No obstante, esta objeción no sería razonablemente admisible por varias razones:

1. Las percepciones intraoperatorias solo afectan a 1-3 de cada 1.000 personas.

2. Al suministrar vía intravenosa la anestesia, a los 10-20 segundos se apaga la consciencia. Durante ese estado, el cerebro no está dormido, sino en punto muerto. A pesar de que existe actividad orgánica, la consciencia desaparece en comparación con las demás funciones del cuerpo. Por ej. si le pinchas un brazo al alguien que esté bajo los efectos de la anestesia general no lo va a sentir. No obstante, el cerebro realiza todo tipo de funciones para que siga habiendo actividad biológica normal multiorgánica.

3. Las percepciones intraoperatorias producen en el sujeto un estado de amnesia, confusión, desorientación y letargo mental. Además, dependiendo del tipo de operación, este tipo de percepciones suelen producir la sensación de asfixia, dolor y parálisis corporal. Esta percepciones suelen acontecer o bien antes o después de una operación de cirugía (Anaesthesia), por lo que es materialmente inviable realizar una reconstrucción mental lo suficientemente coherente, correcta y sólida sobre cualquier supuesto hecho o evento que haya acontecido en un quirófano bajo todo este tipo de sintomatología intraoperatoria durante la fase exacta de la cirugía. Este tipo de percepciones no produce ningún tipo de memoria clara y lúcida, sino todo lo contrario, produce un estado de memoria y de la consciencia mucha más reducida que en el estado de vigilia. Sin embargo, en el caso de Pam Reynolds se informa que su claridad mental, su percepción visual y auditiva, su memoria era mucha más nítida y enfocada que en el estado de vigilia, no digamos en un estado confuso de percepción intraoperatoria, de alucinación o ensoñación. Estamos hablando de un tipo de hiperconsciencia jamás equiparable al estado de vigilia, muchos menos a percepciones intraoperatarios o a algún tipo de experiencia alucinógena u onirogénica. Además, el personal sanitario se cercioró de que la paciente, antes de iniciar la operación, estuviese completamente dormida para mantener al ambiente esterilizado.

4. Esta hipótesis explicativa también sería científicamente improcedente ya que le sellaron o precintaron los ojos de la paciente y se le entaponaron las oídos. Por lo tanto, era física y “metafísicamente” inviable que pudiese describir con total precisión todo lo que sucedió durante el intervalo que duró su operación de pausa.


HIPÓTESIS II

2. ECM PREVIA O POSTERIOR A LA FASE DE MUERTE CLÍNICA

1. Durante un paro cardíaco espontáneo o inducido artificialmente, se bloquea el sistema de memoria (hipocampo), por lo que se pierde el recuerdo de los momentos previos y posteriores al paro cardíaco. Hay que tener en cuenta que nada después sedarla, Pam entra en el quirófano en donde los médicos proceden a intubarla. Pam, no recuerda nada antes de entrar el quirófano por la sencilla razón de que la anestesia hizo su efecto. Estaba completamente dormida. El primer recuerdo que tiene durante su operación neuroquirúrgica es el sonido de la sierra que le estaba abriendo la bóveda de cráneo. Es en ese momento cuando sale de su cuerpo. Es capaz de, desde una posición cenital y en estado de ingravidez, visualizar el material quirúrgico, de escuchar las conversaciones mantenidas por el personal sanitario (menciona que sus arterias y venas son demasiado estrechas a la hora de proceder al bypass cardio-pulmonar) , escucha las canciones del hilo musical (escucha la canción “Hotel California” del grupo norteamericano The Eagles)… Toda esta descripción de hechos se corresponde con la fase paranormal o parapsicológica de la ECM.

2. Más adelante, cuando se ha logrado parar su corazón a través de una inyección letal de cloruro potásico, su respiración se detiene, sus ondas cerebrales quedan planas y no se detecta ningún tipo de actividad cerebral desde el tronco encefálico o desde el hipotálamo (comprobado por los dispositivos insertados en sus orejas que comprueban la ausencia de actividad cerebral). En ese momento la temperatura corporal empieza a descender hasta los 10-15 grados Celsius, una vez vaciada la sangre de su cerebro y de su cuerpo, siendo desviada a una máquina de circulación extracorpórea para proceder a la implantación de un bypass cardio-pulmonar. Este procedimiento sería decisivo para poder extirpar el aneurisma cerebral con una posibilidad razonable de éxito.

3. La fase místico-escatológica (túnel, luz, cielo, seres queridos fallecidos, etc.) tienen lugar durante una fase de la operación en donde ella estuvo bajo todos los criterios técnicos clínicamente muerta. Los propios doctores, incluso ya en la fase paranormal o parapsicológica, afirman que en ese estado era humanamente imposible e inconcebible que tuviese algún tipo de percepción a través de los canales sensoriales normales de la visión y audición. Esto es consecuente con el hecho de tenía los parpados precintados y las orejas ocluidas. 

En mi opinión, la muerte clínica de Pam Reynolds tiene lugar en la fase trascendental, metafísica, místico-escatológica o espiritual (“ECM en base a la Escala Greyson”). Es posible que tal vez la fase paranormal (me refiero cuando se encuentra flotando desde fuera de su cuerpo en el quirófano del hospital y las observaciones que ella experimentó) tenga lugar antes de la muerte clínica, pero en todo caso en un estado de coma clínico profundo (Véase Escala Glasgow). No hay otra forma de entenderlo. Aunque hubiese algún tipo de actividad metabólica residual a nivel de estructuras más profundas del organismo, no a nivel electro-cortical, sino a nivel celular, genético, atómico o subatómico, no hay forma de explicar que este tipo de actividad remanente neuronal, celular o lo que fuese en susodicho caso, llegara a producir un nivel de consciencia equivalente al estado de vigilia, ni mucho menos el nivel tremendamente amplificado de expansión de la consciencia, en términos subjetivos (experiencia ultraperceptiva-sensorial) que ella tuvo durante su experiencia fuera del cuerpo o, si fuese el caso, durante su percepción extrasensorial.

Por lo tanto, cualquier hipótesis de que la ECM, al menos el aspecto paranormal, tuvo lugar antes de la fase de muerte clínica cerebral podría ser admisible aplicando el beneficio de la duda razonable. Sin embargo, aunque la fase paranormal o parapsicológica de su ECM tuviera lugar en un estado fronterizo anterior o posterior a la muerte clínica, no explicaría todo el conjunto de detalles descriptivos tan nimios que la paciente informó cuando estuvo completamente dormida tras la anestesia, con los ojos sellados y los oídos entaponados. Además, hay que tener en cuenta que su temperatura corporal había descendido por debajo de los30 grados hasta llegar los 10- 15 grados centigrados (15 grados Celsius). Una persona normal bajo síntomas de hipotermia severa, empieza a sentir fuertes temblores involuntarios, se pierde la capacidad motora (descoordinación fotomotora), se produce un fuerte deterioro de la consciencia y problemas de movilidad y en el habla. Esto, repito, no tiene lugar en el caso de Pam Reynolds, ya que se le provocó una parada cardíaca hipodérmica para proceder a enfriar su cuerpo. Por lo tanto, cualquier tipo de percepción intraoperatoria o experiencia en un estado fronterizo anterior o posterior a la muerte clínica no tendría lugar. Cualquier experiencia cognitivo-perceptual o sensorial en ese estado es completamente improbable. Y aunque fuese el caso, no podría explicar por enésima vez toda la fenomenología, tipología y casuística desde una perspectiva científica naturalista o materialista a la ECM que ella experimentó (según la neurociencia, durante un paro cardíaco, como mencioné anteriormente, se pierde el recuerdo de los momentos vividos previos o posteriores a la muerte clínica ya que los circuitos de memoria que conectan con el hipocampo están completamente inoperativos y bloquean dichos recuerdos.) Además, si la fase paranormal tuvo lugar durante el coma inducido, tampoco debería existir ningún tipo de consciencia ya que la actividad eléctrica cerebral es mínima, aunque haya signos vitales. Es cierto que se mencionan casos de percepción extrasensorial durante la fase de coma profundo. Esto podría suscitar una serie de dilemas científicos, filosóficos, bioéticos, legales y religiosos en la práctica legal de la eutanasia, el diagnóstico de muerte cerebral, la definición de muerte clínica o biológica, o la practica hospitalaria de la extracción y el trasplante de órganos.

4. Para descartar definitivamente la segunda objeción materialista, creo que necesario recurrir a la casuística en relación al fenómeno de las ECMs para arrojar más luz en esta cuestión.

Dado que algunos autores escépticos sostienen que la experiencia entre la vida y la muerte tiene lugar en un momento fronterizo previo o posterior a la muerte clínica, en base a la moderna investigación científica tanatológica está comprobado que las ECM realmente tienen lugar durante la fase de muerte clínica, no antes de perder la consciencia o posteriormente al recobrarla, en un estado fronterizo de premuerte o postmuerte clínica. Existen muchos ejemplos que confirman esta teoría. Hay dos casos, de los muchos que se han relatado. poderosamente llamativos: el del ex-agente ruso del KGB, George Rodonaia, y el del niño alemán de 3 años, Paul Eicke.

El caso de George Rodonaia, un caso sangrante en donde el personal sanitario certificó su muerte biológica horas después en hospital tras sufrir un frustrado atentado homicida con un vehículo y enviado al deposito de cadáveres del propio hospital en donde estuvo durante 3 largos días, previo informe de certificación del acta de defunción redactado por los sanitarios. Fue a través una rutinaria autopsia médico-forense en la cual descubrieron que esta persona seguía milagrosamente con vida, siendo enviado posteriormente a planta en donde estuvo más de un mes convaleciente hasta recobrar totalmente la consciencia. Durante eses tres largos días, afirma que experimentó una ECM en la cual se observó desde fuera de su cuerpo y pudo conocer una serie detalles de lo más variopintos sobre las circunstancias del atentado homicida no consumado que sufrió, el lugar en donde tuvo lugar, los médicos afanándose en tratar de traerle infructuosamente a la vida, conocer eventos a distancia (el drama que reinaba en su hogar tras su pérdida, el vecindario en donde residía, etc.). Todo esta información que supuestamente él recogió de su experiencia durante su muerte clínica fue ampliamente documentada en la histología por los médicos y fue posteriormente verificada por testigos independientes como hechos verídicos que se correspondieron con la realidad.

El caso de Paul Eicke, es un caso que conmocionó a toda Alemania. Con tan solo 3 años de edad se precipitó a un estanque de agua helada cerca del lugar en donde residía. Su familia lo encontró horas después sin ningún tipo de signo vital en estado de hipotermia. Fue trasladado de urgencia en un helicóptero a un hospital estando técnica y clínicamente muerto durante 3 horas. A pesar de estar, repito, cerebralmente muerto durante 3 interminables horas tras el ahogamiento, los facultativos lograron reanimar el pequeño corazón del niño y fue devuelto a la vida sin apenas sufrir secuelas cerebrales u orgánicas. Según la versión del menor, “una vez que estuvo muerto fue enviado a un lugar en donde se encontró con su bisabuela Emmi fallecida, flotando ante un ambiente lleno de luz”. “A pesar de que el cielo estaba bien – en palabras del propio menor- su bisabuela le ordenó que volviera a su cuerpo”. Fue entonces cuando volvió a su cuerpo y posteriormente recobró la vida. Los médicos se refieren a este caso como un verdadero milagro, teniendo el delicado estado en el que se encontraba el niño. Datos estadísticos confirman que más del 90 % de los niños víctimas da ahogamiento acaban falleciendo en la media hora siguiente al ahogamiento, sin poder reanimarlos.


CONCLUSION

Creo que a tenor de todo lo expuesto anteriormente, opino que hay pruebas de peso realmente sólidas, concluyentes e irrefutables para sospechar que algo, en efecto, ocurre en el momento en que morimos. El caso de Pam Reynolds constituye el caso más paradigmático de que la consciencia continua viva después de la muerte. No hay razón de base para creer en lo contrario. Por otro lado, aunque conocemos todos los mecanismos bioquímicos y neurobiológicos que tienen lugar durante un estado de cercanía a la muerte (ECM), hay aspectos realmente intrigantes y de muy difícil explicación desde el paradigma materialista de la ciencia moderna y la medicina oficial. Para saber qué sucede realmente cuando morimos, debemos entender dicho proceso de una manera integral, amplia y desde diferentes puntos de vista de tipo multifactorial sobre este campo de estudio. Es necesario conocer otros elementos colaterales que lleva aparejada la muerte (ECMs, experiencias de muerte compartidas, coincidencias de la muerte, premoniciones de la muerte verídicas, experiencias de contacto post-mortem con difuntos por parte de persona vivas, etc.), asi como desde otras disciplinas, principalmente desde las nuevas teorías sobre la naturaleza de la consciencia humana que nos brindan la psicología transpersonal, la neuroteología, la parapsicología, la tanatociencia, la cosmología y la física cuántica. Comprender el fenómeno de la muerte requiere acercarse a dicha cuestión desde una perspectiva multidisciplinar. Creo que, sin temor a equivocarme, que es la única forma de encontrar una respuesta lo más racional posible a la cuestión más primordial y eterna de la condición humana: ¿qué nos espera realmente al morir? Mientras tanto, creo, sin pecar de arrogancia, que hay sobradas razones para mantener cierta esperanza real de que la muerte no sea más que un simple tránsito hacia otra vida mas que un trágico y triste final. En todo caso, es algo que todos sabremos, tarde o temprano, cuando tengamos que afrontar esa cita ineludible en el momento de nuestra partida final.

¡Muchas gracias!

REFERENCIAS BIBLIOGRÁFICAS

https://www.guioteca.com/fenomenos-paranormales/el-extraordinario-caso-de-pam-reynolds-la-mujer-que-habria-muerto-y-vuelto-del-mas-alla/

http://piramidescerebro.blogspot.com.es/2006/05/pam-reynolds-y-los-cimientos-de-la.html

https://www.elintransigente.com/mundo/2013/3/19/extrano-caso-pam-reynolds-mira-prueba-cientifica-que-existe-espiritu-175345.html

https://en.wikipedia.org/wiki/Pam_Reynolds_case

https://mundooculto.es/2017/08/el-extraordinario-caso-de-pam-reynolds-la-mujer-que-habria-muerto-y-vuelto-del-mas-alla/

https://berlinconfidencial.com/2017/12/20/sobrevive-la-conciencia-mas-alla-del-espacio-y-el-tiempo-una-reflexion-personal-4/

http://www.skeptiko-forum.com/threads/pam-reynolds-case-inconsistencies-please-read.3539/

http://neardth.com/pam-reynolds-near-death-experience.php

https://www.near-death.com/science/evidence/people-have-ndes-while-brain-dead.html

https://iands.org/ndes/more-info/ndes-in-the-news/607-pam-reynolds-joins-the-light.html

https://www.theepochtimes.com/leaving-their-bodies-these-people-saw-things-later-verified_937317.html

WORLDWIDE VISITORS

Free counters!

GOOGLE TRANSLATOR

SCIENCE & SPIRITUALIY

SCIENCE & SPIRITUALITY

PHYSICS & SPIRITUALITY

DOSSIER SOBRE ESPIRITUALIDAD

CRONOLOGÍA CIENTÍFICA Y ACADÉMICA SOBRE LAS EXPERIENCIAS CERCANAS A LA MUERTE (ECMs)

EXPLORING HUMAN MIND, BRAIN AND CONSCIOUSNESS DURING DEATH: A COMBINED PROSPECTIVE AND RETROSPECTIVE STUDY

LA MENTE HUMANA: MÁS ALLÁ DEL CEREBRO

10 EXPERIENCIAS CERCANAS A LA MUERTE IMPRESIONANTE

NOTA DE PRENSA (AWARE STUDY) UNITED NATIONS (NY, USA)

MINUTOS MUSICALES

MINUTOS MUSICALES

MINUTOS MUSICALES

THE HUMAN DEATH PROCESS